El cuerpo de Ana Huete, la joven granadina que falleció la semana pasada en el terremoto de Italia, ya ha llegado a España. Sus restos han sido incinerados y enterrados este jueves en Alfacar, localidad en la que residen sus padres. Al funeral, además de su familia directa, también ha asistido su pareja italiana y familiares de este.

Aún existe una petición por parte de la familia al Ministerio de Asuntos Exteriores para que se haga cargo de la repatriación del cuerpo. Sin embargo, la actual legislación, no permite que este cargo corra por cuenta del ministerio, salvo algunas excepciones. El coste del traslado a un tercer país de víctimas españolas, ronda los 6 mil euros, siempre que sea desde países cercanos como es el caso de Italia.

Anuncios
Anuncios

Ana y su pareja poseían una pizzería en el centro de Granada. Estaban pasando unos días de vacaciones en la zona donde la familia del muchacho tenían propiedades. Él resultó herido, porque en el momento del seísmo, se encontraba en el piso superior de la vivienda, mientras que Ana estaba en la planta baja. #Terremoto