Después de que el abogado de Leopoldo López pusiera un recurso de apelación en su defensa y de otras tres personas condenadas también por lo hechos violentos ocurridos en febrero de 2014, ayer viernes 12 de agosto, la corte de apelaciones del Tribunal Supremo de Justicia venezolana ratificó la sentencia impuesta al líder de la oposición en Venezuela, Leopoldo López, condenado a 13 años y 9 meses de cárcel en septiembre del año pasado.

En febrero de 2014 se produjeron una serie de protestas las que buscaban derrocar al presidente Maduro. Por un lado, estaba el ala moderada de la oposición liderada por Henrique Capriles. Por otro lado, el ala más radical liderada por Leopoldo López.

Anuncios
Anuncios

En este mismo mes y tras episodios de violencia, una jueza emite una orden de arresto sobre Leopoldo López acusado de “instigar a cometer crímenes, intimidación pública, incendio provocado de un edificio público, daños a propiedad pública, homicidio, perjuicios serios, incitación a crear disturbios y terrorismo”. Seis días después de la emisión de la orden de arresto, López se entrega a la Guardia Nacional.

En septiembre de 2015 se produce el juicio, en el que se le declara culpable de instigación pública, asociación para delinquir y causante de daños en relación a la violencia desatada en una de las manifestaciones de febrero de 2014 en la que murieron 43 personas.

En julio de este año, tras dos aplazamientos, se realiza en Caracas la audiencia de apelación de López, donde supuestamente no se ha permitido el ingreso de prensa, ni de observadores ni abogados internacionales.

Anuncios

Tras esta nueva ratificación de la sentencia, a los abogados de López aún les queda la posibilidad de recurrir la sentencia ante el Tribunal Supremo de Justicia, cosa que harán a pesar de no tener ninguna confianza en que el resultado sea distinto. A su vez, empezaran con el recurso de fondo ante las Naciones Unidas.

Esta detención y su consecutiva condena ha sido una de las más controvertidas internacionalmente en los últimos años, ya que desde la ONU, pasando por la UE y ONGs defensoras de los derechos humanos la han denunciado por tener motivaciones políticas.  #Crisis #Venezuela