Los servicios de inteligencia franceses deberán ser revisados tras los ataques terroristas sufridos el año pasado en París. Según han explicado los de la comisión de investigación parlamentaria, no pudieron evitar los ataques debido a la falta de comunicación entre las diferentes entidades.

El presidente de la comisión, Georges Fenech, propuso que sólo hubiese un cuerpo similar al Centro Nacional contra el #Terrorismo de Estados Unidos. Los ataques que tuvieron lugar en enero y noviembre mataron a casi 150 personas. Esto provocó críticas sobre la respuesta de seguridad que había.

Cuando la policía llego a la sala Bataclan aquella noche, donde más de 100 personas fueron retenidas por los hombres armados, los oficiales pidieron que fuese una patrulla militar local para que hubiese más agentes, pero la policía militar se negó.

El señor Fenech también preguntó por qué se puso al comandante de una unidad de delito grave a cargo de una operación contra el terrorismo.

Anuncios
Anuncios

Dijo que el país tiene operaciones especiales disponibles y que también hay una unidad de élite especializada en situaciones de lucha contra el terrorismo y la toma de rehenes.

La comisión ha dicho que las seis agencias de inteligencia que operan actualmente en Francia deberían fusionarse en una sola agencia que funcione directamente bajo la autoridad del primer ministro. Uno de los atacantes que mataron a 89 personas en la sala de conciertos Bataclan, Samy Amimour, consiguió viajar a Siria en 2013 a pesar de que tenía prohibido salir del país.

Mientras tanto, Dicha Kouachi, uno de los hermanos que atacaron las oficinas de la revista satírica de Charlie Hebdo, había estado bajo vigilancia en París.  Esto terminó cuando Kouachi se trasladó a Reims, al este de Francia, no pudieron seguir vigilándole debido a las fronteras entre las diferentes agencias de inteligencia según ha explicado Fenech.

Además, Amedy Coulibaly, que tomó rehenes en un supermercado judío dos días más tarde del ataque a Charlie Hebdo, era un extremista conocido que había sido encarcelado por su implicación en un intento de liberar a un compañero islamista.

Anuncios

A pesar de todo esto, la noticia de su salida de la prisión nunca se informó a las demás agencias y no se organizó una vigilancia.