Lo ocurrido hace unos días en la ciudad de Dallas en donde se presentaron hechos violentos en una manifestación que reclamaba la no violencia de parte de los policías hacia los negros, que terminó lamentablemente en el asesinato de cinco policías y varios heridos por parte de un ciudadano de color, ha generado una coyuntura que se suma al contexto internacional de intenciones separatistas.

En la propia ciudad de Dallas se han construido una serie de organizaciones que aparentemente están inspiradas en las llamadas Panteras Negras que en los años de 1960 a 1970, perseguían objetivos muy claros de respeto hacia la raza negra en la unión americana.

Anuncios
Anuncios

Uno de ellos es el llamado Nuevo Partido Panteras Negras para la Autodefensa, que a raíz de los acontecimientos señalados anteriormente, empiezan a tomar un empuje de poder y violencia.

Este grupo, junto con otros que iremos mencionando, tienen como común denominador, ideas separatistas y de respeto a la dignidad del hombre de color, que empiezan a tener adheridos que van creciendo de manera exponencial y alarmante para los encargados de la seguridad interna de los #Estados Unidos. Sobre todo cuando se piensa en organizaciones como el denominado Nación del Islam, que a diferencia del anterior que sólo busca patrullar y vigilar el comportamiento de los policías, este se torna en sus prácticas más violento y radical.

Entre otros grupos organizados tenemos al Partido de Liberación de los Jinetes Negros que busca dignificar también el respeto a los derechos del negro y entrena a las personas para tener defensa personal.

Anuncios

En fin, que todas estas organizaciones inevitablemente surgen ante la ola de violencia, se debe de reconocer, implementan algunos policías blancos no sólo a la comunidad negra sino a los inmigrantes; eso está bien documentado en una serie de videos y que se refuerzan con las estadísticas oficiales.

El peligro que encierra todo esto es la sugerente necesidad del ser humano por matar al otro por aspectos de xenófobia, que no terminará nada bien. #Gobierno #Racismo