Los más cinéfilos ya lo habrían pensado alguna vez, y es que, tener la tecnología que poseen los Cines IMAX en casa, podría ser un auténtico sueño hecho realidad.

Pues, sí, ya es posible. Si tienes a tu disposición un buen presupuesto, así como también un salón bastante amplio en tu casa, podrás pedir que te instalen tu propia Sala IMAX en casa.

La compañía, ofrece un servicio innovador en el que te instalarán toda la tecnología de IMAX en dos niveles diferentes, su precio de salida rondará los 400000 dólares.

La compañía tiene un departamento encargado para este servicio en exclusiva al que denominan IMAX Private Theatre.

Anuncios
Anuncios

Evidentemente por ahora está previsto para las personas con un alto poder adquisitivo eso sí, que tengan amplias ganas de disfrutar del mejor #Cine como si fueran a la gran pantalla, pero si salir de sus hogares.

El modelo ‘’básico’’ contará con dos proyectores de calidad 4K. Desarrollados con la capacidad de poder trabajar con las imágenes en 3 Dimensiones. Este modelo se llama ‘’Palais’’. Además, cabe destacar que cuenta con el sistema de audio de la propia marca IMAX. Y, para llevar todo el control de forma cómoda tiene incluido un dispositivo táctil.

La capacidad de las salas tendrá lugar desde un mínimo de 7 butacas hasta el alcance de unas dieciocho en este modelo en concreto.

Cuando la sala del cine es instalada, la posibilidad de ver todo el contenido multimedia que estabas viendo hasta la actualidad está disponible.

Anuncios

Puedes ver la televisión normal, poner el Karaoke con amigos o incluso Blu-ray. Eso sí, a no ser de que pagues la cuota adicional de 10000 dólares más no tendrás derecho a disfrutar de los lanzamientos de IMAX.

Pagando esa cuota, te hacen entrega de lo que se llama el IMAX Home Premier, también desde ahí se gestionan los pagos pertinentes, así como la emisión de todos sus contenidos adicionales. El dispositivo viene tan bien preparado, que dispone de un sensor que identifica las huellas de quien adquiere las películas y demás contenidos.

Existe otra opción llamada ‘’Platinum’’ pero que su capacidad mínima es de cuarenta butacas. Así como una más lite que se llama ‘’Prestige’’ que es menor tamaño y costo.

China y Oriente Medio son los clientes principales con privilegios de probar estas nuevas salas. Aunque cuentan que no disponen de ningún problema en hacer expansión hacia Norteamérica y Europa.

Por el momento el crecimiento y aceptación va de unas 22 salas instaladas en China sólo durante el año pasado.

La involucración de este proyecto ha dado pie a que otras empresas como TCL cooperen con sus sistemas de software y hardware. IMAX es la que instala y da la certificación pertinente de todos los equipos.