En #Venezuela la crisis política, social, económica y humanitaria que atraviesa la nación, marcada principalmente por la profunda polarización política y por un modelo económico que muchos expertos en la materia lo califica como insostenible, ha generado en un sector de la población serias intenciones de emigrar del país.

Para los ciudadanos venezolanos la educación siempre ha sido pública y gratuita, así lo establece la constitución nacional, en este sentido se imparte formación académica en todos los niveles educativos. No obstante, también existen instituciones privadas que se rigen por los estándares de educación contemplados en la legislación venezolana.

Anuncios
Anuncios

Los alineamientos de la educación universitaria son independientes y las instituciones son autónomas en tomar las decisiones que consideren pertinentes para mejorar el perfil académico de sus egresados. La autonomía de las universidades está contemplada en la constitución de la República y siempre ha causado inconformidad en el gobierno quienes ante el sentido gratuito de la educación se ven obligados a suministrar recursos financieros para su funcionamiento.

Los estudiantes universitarios de las instituciones públicas no solo cuentan con la formación académica gratuita sino que además tienen en su mayoría servicio de comedor, servicio de transporte masivo hacia y desde la universidad, seguro médico y atención médica primaría, becas estudiantiles, formación en grupos culturales y deportivos, entre otros beneficios que buscan fortalecer la calidad de vida de los estudiantes que aunado al fortalecimiento académico enmarcado en la autonomía universitaria hacen que el perfil de egresados sea de calidad.

Anuncios

La crisis que hoy agobia a los venezolanos ha hecho que al menos los profesionales vean a los demás países sobre todo los del continente americano como un buen lugar para mejorar la calidad de vida. Esta intención de emigrar se ve reflejada en las largas colas  que hacen profesionales en el organismo de relaciones exteriores del país para apostillar, legalizar o acreditar los títulos universitarios que les permitan continuar su vida en otros países.

La situación ha llevado a muchos analistas a calificar el aumento de índices de #Emigración de profesionales como “Fuga de Talentos” considerando que luego de recibir durante tantos años educación gratuita y de calidad hoy deciden salir del país en busca de mejores condiciones de vida que les permita progresar en lo individual. Por su parte los profesionales afirman que ante la crisis que atraviesa el país es necesario marchar a otros países con mejores oportunidades de progreso, sin descartar su regreso a Venezuela una vez que la situación política social y económica haya mejorado.

Qué implicaciones traerá la carta democrática para Venezuela

Zapatero visita a Leopoldo Lopez