El primer informe sobre el proceso de reubicación y reasentamiento de los refugiados, fue presentado por la Comisión Europea el pasado 16 de Marzo. Con este análisis, se intentaría repartir a 6.000 personas. Sin embargo, un mes después, los Estados Miembros, solo han podido dar la bienvenida a 208. Los intentos de la organización europea de repartir, de la forma más equilibrada posible, a las miles de personas que buscan un nuevo hogar en otro país, han fracasado.

Las primeras propuestas, para propiciar la primera gran acogida, surgieron en Bruselas. Más de 60.000 personas tendrían un nuevo sitio en el que vivir, después de llegar a Grecia e Italia en pésimas condiciones.

Anuncios
Anuncios

Además, otro gran grupo, que no se encontraría aún en el territorio de la #Unión Europea, sería aceptado. Después de llevar a cabo la proposición, todos conformaron las bases del proyecto, de una forma más detallada. Varios meses más tarde, se actualizó el acuerdo y se decidió proteger a 160.000 personas pero las cifras no son nada positivas.

En un comunicado de la Comisión Europea, subrayan el fracaso del acuerdo. Además de confirmar que no se ha podido cumplir el objetivo inicial, señalaron que la cifra total de amparados reasentados es de, solamente, 1.145. Por otro lado, unas 40.000 personas confían poder ser reubicadas, sin embargo, continúan esperando su momento de poder tener una nueva oportunidad. Por último, destacaron que muy pocos países han trabajado correctamente, en relación con lo establecido. 

Los datos son esclarecedores, las reubicaciones de Grecia e Italia suman 1.145. La cifra pactada es otra muy distinta (160.000), por lo que los empleados de la Comisión se mostraron muy preocupados e insatisfechos. En Grecia, la llegada de extranjeros ha disminuido mucho (menos de 10.000 en total), sin embargo, esa cifra ha aumentado en Italia. Las llegadas, a través del mar mediterráneo, rebasan las 8.500 personas.

España destaca por su nula participación en el pacto. Desde finales de 2015, no ha llegado ningún refugiado a nuestro país. #Crisis #Derechos Humanos