Barak Obama es sin ninguna sospecha un personaje con un gran liderazgo y una personalidad atrayente.

 Nació el 4 de agosto de 1961 en Hawai, en la ciudad de Honolulu, específicamente. Su nombre completo es Barack Hussein #Obama y es el primer presidente de color negro en ejercer el cargo a la presidencia de los #Estados Unidos. Comenzó con sus estudios superiores en la Universidad de Columbia y se graduó como abogado en derechos civiles en la prestigiosa Universidad de Harvard. Está casado con la abogada Michelle LaVaughn y es padre de dos hijas: Sasha y Malia.

En el año 2007 anunció su candidatura a la presidencia de Estados Unidos y el 3 de junio de 2008 se convirtió en el candidato a la presidencia para el Partido Demócrata, para luego en el mes de noviembre vencer al candidato competidor John McCain con 365 votos electorales vs los 173 de McCain.

Anuncios
Anuncios

Pero fue el 20 de enero del 2009 cuando empezó a ejercer el cargo de presidente. En su discurso de victoria dijo el “cambio ha llegado a los Estados Unidos”

Le concedieron el premio nobel entre otras cosas, debido a sus esfuerzos por comenzar un proceso de paz en el Medio Oriente.

Barak Obama es un fenómeno político y social por romper con lo habitual y lograr convertirse actualmente en el hombre más poderoso del mundo. De alta estatura y perfil elegante, Barak Obama es un hombre de personalidad interesante y con sello de triunfador, que lo obtuvo con el logro de su cargo.

Ser el presidente de Estados Unidos lo puede encasillar como alguien totalitario y con un alto grado de superioridad, pero el presidente Obama resulta ser una persona con gran carisma que atrae a la gente sin tener que hacer mucho esfuerzo.

Anuncios

Es aficionado al baloncesto, la escritura y posee un gran poder en su palabra que lo ha demostrado en sus discursos espontáneos llegando al fondo de los oyentes.  

Al presidente Obama se lo ha visto llorar, reír y hasta bailar tango. Recientemente en la visita a Argentina demostró tener ritmo para el baile sin perder el respeto que lo califica.

Barak Obama marcó la diferencia. Siempre será reconocido como el primer presidente afroamericano en lograr la presidencia de Estados Unidos y romper con algunos protocolos que el cargo y las formalidades le exigieron.