Ahmed Mandsur Karni es un pequeño de tan solo cuatro años, al que la justicia egipcia condena a cadena perpetua  junto a 115 acusados más, por los cargos de quebrantamiento de la paz social, asesinatos, y amenazas. Hechos que sucedieron en una manifestación en la que participaron (los vecinos) en 2014 el tres de enero, El pequeño que cumple años el diez de septiembre, en aquel momento no tenía más que 15 meses, como lamentaba sorprendido por el veredicto su abogado Faisal al Sayed que declaraba al periódico EL MUNDO: “Nació el 10 de septiembre de 2012…En aquella fecha no tenía ni los dos años. No ha sido detenido porque no se encuentra localizado pero está en vigor una orden de arresto contra él” añadió que se recurrirá la sentencia.

Anuncios
Anuncios

Desde que en 2013 tras el golpe de Estado, saliera del poder Mohamed Mursi los jueces han dado frívolamente en juicios “exprés” cientos de condenas, tanto cadenas perpetuas como penas capitales. Esto hace que la organización de #Derechos Humanos local, piensen que son el “brazo ejecutor” junto con las fuerzas del orden, de la cruel represión que sufre el país.     

Son varios los abogados implicados en el caso de Ahmed, y dicen que el juez no revisó los documentos, uno de los abogados defensores le hizo llegar el certificado de su nacimiento, con él hubiese evitado el veredicto.

El ministro de justicia egipcio Ahmed Zend, se convirtió el pasado mes en el cabecilla de esta campaña, con sus declaraciones (refiriendo a los fallecidos de las fuerzas de seguridad) dijo: “yo creo que si se liquida a 40.000 terroristas será suficiente para honrar a los mártires” y prosiguió sin ni siquiera sofocarse “Juro por Alá que el fuego que arde en mi corazón no se extinguirá hasta que por cada mártir hayan muerto 10.000 miembros y simpatizantes de los hermanos musulmanes”.

 La condena impuesta ahora a este pequeño coincide con las ya denunciadas desapariciones o los miles de estudiantes encarcelados con falsas denuncias.

Anuncios

Incluso con la muerte a manos de un policía de Ahmed Shams de 24 años. Además existen sospechas de implicación relacionadas con las muerte de encarcelados e incluso la muerte del muchacho italiano, Giulio Regeni al que encontraron en una cuneta este mismo mes, con signos de haber sufrido una tortura atroz.   

  #Estado Islámico