A la mitad de los mexicanos les es indiferente la visita del #Papa Francisco, al menos así lo marcan las encuestas publicadas por varios diarios nacionales. El 52% de la población en México esperan al Sumo Pontífice para escuchar su mensaje de paz y misericordia, pero una fracción de ese porcentaje lo aguarda para que rinda cuentas de los crímenes cometidos por la iglesia católica “en nombre de Dios”.

Al menos ese es el caso de los pocos pueblos originarios que aún subsisten en el Estado de Michoacán, una de las entidades que Francisco visitará durante su estancia en tierras aztecas.

Y es que 30 pueblos indígenas representados por el llamado Consejo Supremo Indígena de Michoacán, emitieron un manifiesto en el que demandan las disculpas públicas del máximo representante de la Iglesia Católica; por el papel que esta desempeñó en lo que consideran el mayor genocidio cometido contra los pueblos indígenas de América Latina, en especial por la brutalidad con la que los habitantes del continente fueron sometidos para adoptar creencias religiosas, valores y costumbres europeas desde las conquista.

Anuncios
Anuncios

“Durante más de 500 años, los pueblos originarios de América hemos sido saqueados, asesinados, explotados, discriminados y perseguidos. Bajo este marco, históricamente la iglesia católica ha sido cómplice y aliado de los invasores”, acusa el escrito, donde además se refiere a la biblia considerándola el arma ideológica de la conquista.

“El arribo de los europeos significó la interrupción y destrucción de diversas civilizaciones originarias, mismas que de forma singular elaboramos nuestras propias concepciones del mundo, Estado, escritura, idiomas, educación, #Religión y filosofía”.

De acuerdo con datos mencionados en el documento, la población originaria del continente Americano contaba con 25.2 millones de habitantes, la cual fue reducida a tan sólo 700 mil en los 130 años posteriores a la llegada de Cristóbal Colón entre los años 1518 y 1623.

Anuncios

Es decir, el 95% por ciento de la población originaria pereció por múltiples causas como las enfermedades infecciones portadas por los europeos y que no existían en América. El documento menciona también la muerte de indígenas por su participación en las guerras de invasión, sobre todo por las condiciones inhumanas de explotación a las que fueron sometidos.

“En esta conquista y genocidio la religión católica fue aliada. Por ello, el Papa Francisco debe de ofrecer una disculpa pública”, demanda en el comunicado la organización P’hurépecha.

Estas exigencias se suman a la ya expuestas en 2015 por organizaciones de pueblos indígenas en Canadá, demandando también disculpas públicas a Francisco antes de junio del 2016, esto, por el "Genocidio Cultural" sufrido en las llamadas Residencias Escolares, donde fueron internados aproximadamente 150 mil niños indígenas, quienes soportaron condiciones de desnutrición, enfermedades, abusos sexuales y maltratos por parte de sacerdotes católicos que dejaron morir a por lo menos 60 mil infantes indígenas en el siglo XX.

Anuncios

El 16 de febrero el Papa Francisco visitará Michoacán, entidad mexicana de la que es originario José Sánchez del Río, un adolescente que participó y murió en la guerra de Cristera de 1826 a 1829 y que convenientemente será canonizado por un supuesto milagro que sólo la Iglesia Católica conoce.    #Gobierno