A Estefy Díaz Atencia, de 27 años, la capturaron el 29 de Septiembre de 2014 por transportar 5 kilos de cocaína en una camioneta, todo ocurrió cerca de Puerto Colombia, concretamente al norte de Barranquilla, en un lugar al que todos conocen como “La Y de los Chinos”. Se hizo pasar por psicóloga y comerciante para no levantar sospechas.

Dos meses más tarde la volvieron a capturar mientras la Policía Metropolitana de Barranquilla hacía un gran operativo en contra de la banda llamada “Los Intocables”, esta banda se encargaba de procesar hasta cincuenta kilos de cocaína mensualmente.

La Fiscalía estuvo investigando si la cocaína que llevó Díaz en Septiembre tiene algo que ver con el homicidio de María Raquel Camargo, una modelo bumanguesa.

Anuncios
Anuncios

Este suceso ocurrió unos días más tarde de incautar a Díaz los 5kg de cocaína.

Pero esta historia no acaba aquí, porque Díaz se las ha ingeniado para conseguir tener el cuerpo que siempre deseó tener. En Mayo de 2015 empezó a indicar a la prisión en la que se encontraba que tenía molestias en su pecho, como llevaba una prótesis, le estuvieron haciendo chequeos regularmente fuera de la prisión.

Tenía permiso para hacerlo e iban regularmente a estas revisiones, hasta que un día salió de la cárcel de El Buen Pastor de Barranquilla para una de estas revisiones y cuando volvió se había hecho una lipoláser, es decir, redujo los niveles de grasa de su abdomen.

Este hecho levantó una alerta en la prisión ya que ellos le habían dado un nivel de confianza suficiente para que fuese a hacerse estos chequeos por una supuesta molestia en su pecho izquierdo y lo sobrepasó haciéndose una operación estética

Todas sus compañeras de prisión se quedaron asombradas por su nueva figura y Díaz era feliz, pero esa felicidad no duró mucho ya que rápidamente la noticia de su nueva figura llegó a oídos de la directora de la prisión, Ofelia Díaz, quien se aseguró de que el rumor era verdad y después redactó un informe para la Presonería Distrital, el juez y la Procuraduría, para que tomasen represalias.

Anuncios

En cuanto a Díaz, se podía quedar entre 3 y 6 meses sin permisos de visitas de sus familiares y, además, no le dejaron hacer la recuperación postoperatoria en su casa, con retención domiciliaria, porque en la cárcel había mujeres más graves que seguían allí, por lo tanto ella podía estar allí sin ningún problema. #Medicina