El fabricante de #Coches francés Renault ha estado en el punto de mira después del escándalo de Volkswagen por las emisiones y, por eso, se ha comprometido ha revisar y ajustar 15.000 vehículos.

Esta decisión se toma después de que las pruebas realizadas mostraran altos niveles de emisión en algunos de sus vehículos. Por lo que Renault se ha comprometido a realizar un "plan técnico" para reducir el nivel de emisiones contaminantes de sus vehículos.

La ministra francesa de Ecología, Ségolène Royal, ha asegurado en una entrevista en la radio francesa RTL que Renault se encuentra libre de fraude y aplaude su transparencia de la que deberían seguir el ejemplo otros fabricantes, sin especificar sus nombres.

Según afirmó Royal, el fabricante francés se ha comprometido a examinar más de 15.000 vehículos para comprobar y ajustar que el sistema de filtración de sus coches funciona correctamente incluso cuando hace mucho calor y cuando hay temperaturas por debajo de los 17 grados, ya que es cuando han podido dar problemas los sistemas.

Anuncios
Anuncios

Estas pruebas, dijo la ministra, son rápidas, para ajustar correctamente el sistema de filtración de un motor tan solo se necesita media jornada.

"Estamos trabajando en un plan técnico que debería permitirnos reducir las emisiones", dijo el director de ventas de Renault, Thierry Koskas durante la presentación en 2015 del rendimiento del grupo en cuanto a las ventas. 

Cunado se le preguntó el porqué de la diferencia entre los resultados de las pruebas y las condiciones reales dijo "Renault no engaña. No estamos utilizando ningún software u otros métodos que encubran la cantidad de emisiones contaminantes".

El anuncio de esta noticia por parte de la ministra se produce después de que Renault anunciara que en unas semanas presentará un plan para la reducción de las emisiones de sus vehículos, tanto los que están ya en circulación como los que vayan a salir en un futuro.

Anuncios

Todo esto ocurre después del escándalo de las emisiones de Volkswagen que, como afirmaron numerosas fuentes, instaló en más de 600.000 coches de motores diésel un software que permitía falsear los gases contaminantes que emitía. #Automovilismo