La #Crisis diplomática entre Irán y Arabia Saudita adquirió nuevas dimensiones. El jueves 7 de enero el presidente iraní, Hassan Rouhani , decidió suspender las relaciones comerciales con el #Gobierno árabe cerrando sus fronteras a cualquier producto importado procedente de aquel país. Además prohibió a los peregrinos iraníes realizar como cada año la llamada Umrah o Peregrinación Menor hacia la ciudad santa saudí de La Meca.

Estas medidas fueron decretadas por el consejo de ministros encabezados Rouhani en una sesión de emergencia, con el fin concretar un proyecto de ley relacionado con la ruptura diplomática entre ambos países.

Anuncios
Anuncios

Las decisiones tomadas por el gobierno iraní fueron anunciadas por la televisión local, donde también se dijo que aún continúa el análisis de todos los puntos que se vayan a incluir.

Productos para embalaje y textiles eran las principales exportaciones de los saudíes hacía Irán. Las ganancias se estiman en unos 60 millones de dólares anuales.

Respecto a las peregrinaciones hacia la ciudad sagrada de La Meca, se sabe que el Corán recomienda, más no obliga, que los musulmanes realicen la peregrinación menor; la cual ya había sido prohibida desde abril del 2015 debido a las denuncias de abusos sexuales contra dos menores iraníes a manos de agentes de seguridad saudíes.

En las prescripciones se aclaró que la suspensión de la Umrah no afectará de ningún modo a la peregrinación "mayor", la que sí es obligatoria de acuerdo con los mandatos de la religión musulmana y cada adepto debe realizar al menos una vez en la vida.

Anuncios

Todo esto es consecuencia del asesinato de Nimr al Nimr, un destacado clérigo chiita, junto 46 personas más, señaladas por planificar y ejecutar atentados terroristas contra civiles y fuerzas de seguridad en Arabia Saudita.

El domingo 3 de enero grupos de manifestantes atacaron dos delegaciones saudíes en Irán, cuya embajada en Yemen fue acribillada con misiles lanzados por aviones combate hiriendo a varios empleados de seguridad.

Los actos fueron calificados como "violación de todos los convenios y regulaciones internacionales", de acuerdo con declaraciones de el portavoz del Ministerio de Exteriores persa, Hossein Jaberi Ansari. Agregó que los detalles serán notificados al Consejo de Seguridad de la ONU.

Por su parte,  La coalición militar liderada por Riad en Yemen aseguró que las acusaciones de Irán son falsas. En un comunicado emitido el jueves por la coalición  se dice que “no hubo operaciones aéreas alrededor ni cerca de la embajada”. Así mismo se argumenta que una investigación confirmó “que el edificio de la embajada está a salvo y no ha sido dañado”. #Terrorismo