Según los resultados oficiales correspondientes al 98% de los votos escrutados, el candidato moderado, Marcelo Rebelo de Sousa, ha sido electo presidente de Portugal.  Con el 52% de los votos obtenidos en la primera vuelta, de Sousa se impone al candidato socialista Antonio Sampáio y a la representante del Bloque de Izquierda Marisa Matías.

Si bien de Sousa ha sido militante del Partido Social Demócrata desde 1974, ha decidido ir por libre en su candidatura y no recibir ningún tipo de apoyo político o económico por parte del partido. Él mismo ha costeado la mayor parte de su campaña, que no tuvo mítines, ni ágapes populares, ni ningún tipo de merchandising. 

El nuevo presidente, que tomará el mando el 9 de marzo, sustituyendo en el cargo a Aníbal Cavaco Silva, se ha comprometido a trabajar por lograr la unión social.

Anuncios
Anuncios

Afirmó que "cuanto más unidos estemos, más fuertes seremos en el combate contra las injusticia y en la promoción de la credibilidad y la esperanza en el futuro". También prometió trabajar para reforzar la justicia social y mantener una estabilidad financiera. 

El #Gobierno de de Sousa deberá coexistir con un gobierno de izquierda liderado por el Partido Socialista que cuenta con el respaldo del comunismo y del Bloque de Izquierda. La candidata de este último partido ha sido la sorpresa en los resultados electorales, ya que duplicó en número de votos al candidato comunista. 

El profesor de Sousa

Marcelo Rebelo de Sousa vivió toda su vida entre políticos. Durante la dictadura de Marcello Caetano, su padre lo llevaba con él al Ministerio. En 1974 empezó a militar en el Partido Social Demócrata, llegando a tener cargos políticos de diputado, eurodiputado y ministro.

Anuncios

Sin embargo, más de una vez ha manifestado duras críticas contra Passos Coelho, primer ministro y jefe del partido. 

En 1989 consiguió una cátedra de Derecho en la Universidad de Lisboa. Aunque ya era un reconocido periodista creador y director de Semanário y Expresso. Durante los últimos 15 años fue comentarista televisivo en RTP y TVI, convirtiéndose en un fenómeno mediático que le dio respaldo a su candidatura presidencial por su credibilidad, didáctica e independencia política.

La clave de su estrategia política fue pasear por la calles hablando con la gente y promoviendo el contacto directo. “Las personas están faltas de cariño”, aseguró el nuevo presidente.  #Elecciones