Recientemente el famoso artista chino Ai Weiwei instaló su taller en la isla de Lesbos. ¿la razón? Llamar la atención sobre la situación de los refugiados, al tratarse de ser el principal punto de entrada de ya más de ochocientos mil migrantes, en su gran mayoría de nacionalidad siria a Europa.

El artista pudo salir de China luego que el Gobierno le devolviese su pasaporte tras ser encarcelado por sus trabajos y declaraciones contra el gobierno de Pekín. Su detención fue un escándalo internacional y la presión de jefes de Estado para su liberación inmediata fue más fuerte que la férrea política china de control sobre artistas y medios de comunicación.

Anuncios
Anuncios

La relación de Weiwei con los refugiados se justifica en que como artista su trabajo debe estar relacionado con las grandes luchas de la humanidad, que jamás las separa de su producción artística. Ahora ha vuelto a la carga, esta vez contra el gobierno danés.

Weiwei ha cerrado dos exposiciones en Copenhague en protesta por la ley aprobada en martes por el parlamento danés y que contempla confiscar los pocos objetos de valor de los refugiados a cambio de ayuda. La insólita medida ha recibido el repudio de su propia población y de la comunidad internacional. Ha cerrado su exposición "Rupturas" en la Faurschou Foundation y ha retirado su obra de una colectiva expuesta en el museo Aros, en el oeste del país.

El creador ha mencionado que "como resultado de esta lamentable decisión tendré que retirarme de su exposición para expresar mi protesta contra la decisión del Gobierno danés".

Anuncios

Jens Faurschon, propietario de la fundación se ha cuadrado junto a Weiwei lamentado la decisión del parlamento por situarse a la vanguardia de la política inhumana en la mayor #Crisis humanitaria en Europa y el Medio Oriente.

La recepción de refugiados por parte de los países miembros de la Unión Europea se les está escapando de las manos y amenaza con producir un quiebre en el viejo continente. Medidas como la aplicada por Dinamarca pretende limitar el acceso a la reagrupación familiar.

 8.000 JUDÍOS FRANCESES SE HAN MUDADO A ISRAEL

BANKSY RIDICULIZA A LA EMBAJADA FRANCESA EN LONDRES #Arte #Inmigración