Las filtraciones emitidas por un anónimo en la red social YouTube, han ocasionado sanciones a la empresa Española OHL, por parte de la Comisión Bancaria y de Valores de México (CNBV) que inició varios procesos contra la compañía y varios de sus directivos por irregularidades en la presentación de sus informes financieros y contables referentes a sus concesiones en el país.

La investigación del ente regulador arrancó por la difusión de unas conversaciones telefónicas en el mes de mayo a través de YouTube en donde se revela tráfico de influencia a favor de la filial española por parte de funcionarios del gobierno mexicano para impedir de que a su antiguo socio, la empresa Infraiber, midiera el tráfico de una de sus principales autopistas.

Anuncios
Anuncios

La empresa OHL, acusa a su antiguo socio de extorsión y espionaje. Infraiber iba a ser el encargado de medir el tráfico en una de las principales carreteras operada por OHL. Tras aumentar las tarifas previstas para la prestación del servicio, las autoridades mexicanas decidieron en el año 2012, rescindir el contrato a la empresa Infraber y otorgárselo a OHL quien construirá y operará mediante una concesión que durará hasta el año 2050.

Entre los funcionarios implicados está el ministro de transporte mexicano y altos ejecutivos de la empresa. Este escándalo apenas ha afectado la cotización de acciones de la empresa en España, y en la filial mexicana, bajó en un 4% en la mañana, lo que indica que aún resiste.

Infraiber acusa a OHL de inflar los costos de la obra en casi un 446% en doce años de construcción que leva la obra, lo que representa un incremento de 1144 millones de dólares con respecto al coste inicial.

Anuncios

La empresa ha rechazado las acusaciones, basadas en informes elaborados por expertos externos contratados, anunciando que ejercerán los recursos de amparo pertinentes en contra de las sanciones previstas por el ente regulador. Igualmente alegan que estos costos fueron aprobados debidamente por las autoridades competentes de México y cumplen con las normas internacionales en cuanto a recuperación de capital y ganancias sobre la ejecución de las obras del Viaducto Bicentenario y el circuito exterior mexiquense, las dos carreteras mencionadas en el escándalo. #Accidentes