Sin amenazas, aunque ofreciendo un punto de vista distinto al reinante en la #Unión Europea y con un renovado espíritu de liderazgo. Así el primer ministro de Italia, Matteo Renzi, ha defendido que la política económica que siguen los Veintiocho es errónea. Para el ex alcalde de Florencia, del Partido Democrático, la Unión Europea sigue "una política económica equivocada" que apuesta únicamente por la austeridad y que, dice, no da frutos. Debería ser parecida a la política de estímulos de Estados Unidos: "La política de Obama ha conseguido sacar a Estados Unidos de la recesión", ha defendido. Por el contrario, la política de restricción presupuestaria, control de déficit y austeridad a rajatabla no ha servido, dice, para salir de una #Crisis que dura ya nueve años, desde 2007. 

No es la primera vez que Renzi defiende que el conjunto de la Unión Europea vire en sus ideas y dé un giro.

Anuncios
Anuncios

Pero en este caso se ha basado en hechos y ha dicho que los estímulos aplicados a la economía italiana han funcionado. Al hacer el balance anual de fin de año, el líder del Partido Democrático defendió que los presupuestos de 2016 irán en esa línea. Llevarán una gran bajada de impuestos que afectará a todos los grupos: reducirá los tipos impositivos de las familias, de los beneficios de las empresas, aplicará beneficios a las familias numerosas y a los trabajadores de seguridad y defensa, a los estudiantes y a la cultura, etc. Una baja histórica, que contiene una partida total para inversiones que no se producía desde el año 2011. 

Para Renzi, estos presupuestos, que van en contra del criterio de la Unión Europea y asustan a Berlín no deberían, sin embargo, causar temor. El primer ministro de Italia ha pedido autorización a la Comisión Europea para aprobar estos presupuestos, y todavía está a la esprea, aunque da por hecho que obtendrá el visto bueno.

Anuncios

"Italia cumple las normas", ha garantizado, para esquivar temores en los mercados internacionales y tensiones entre países. 

Eso sí, también ha aprovechado para acusar a Alemania de no haber cumplido siempre las normas. "Solo ha habido un país que no ha respetado el 3% de déficit para la reforma laboral y ha sido Alemania", ha dicho el primer ministro. Tuvo otro pequeño ataque a Alemania. Al hablar del sistema bancario italiano, que ha tenido problemas con la crisis económica y financiera pero que, según, Renzi, "no tiene ningún riesgo", ha dicho que "no cambiarí ael sistema bancario italiano por el alemán". 

Y es que Renzi se cree en condiciones de sacar pecho por los avances y pasos adelante que ha dado Italia desde que es primer ministro. El más importante y aplaudido dentro de la Unión Europea es la erforma de la ley electoral, que favorecerá las mayorías en el parlamento al partido más votado y logrará así sacar a Italia de su perpetua inestabilidad política. Una reforma que quiere cobrar cara a los Veintiocho porque es consciente de lo valorada que es desde Bruselas. 

Renzi cree que la austeridad es la culpable del resultado electoral español

España, un gobierno "a la italiana"