Desde mayo último el DAESH tomó la ciudad de Ramadi  capital de Anbar, situada al oeste del territorio de Irak, cerca de Bagdad. En ese momento consiguieron tener el dominio del 90 por ciento de la provincia.

El Ejército de Irak desatará una violenta ofensiva, con apoyo aéreo de EEUU para recuperar Ramadi. Los alrededores de la ciudad ya han sido arrebatados al EI por los iraquíes que avanzan imparablemente, produciendo un número sensible de bajas entre los yihadistas. Se supone que los integrantes del grupo takfirí, han escapado de la ciudad a través del río Éufrates.

Los puentes sobre dicho río, fueron volados para impedir el paso del ejército de Irak, de manera tal que fue muy dificultoso, pasar de una a otra orilla armas, tropas y pertrechos.

Anuncios
Anuncios

A este fin fue indispensable la colaboración de la ingeniería  Norteamericana.

La batalla se libra en varios frentes de los distintos barrios y accesos a la ciudad de Ramadi, en los que Irak va acorralando y venciendo al EI.

Es penosa la situación de los habitantes que rodeados de fuego y muerte no pueden escapar de la zona de combate. Aviones iraquíes tiraron octavillas sobre la ciudad para alertar a los civiles sobre el ataque inminente, les indicaban además  los lugares por los que podrían salir de la ciudad sanos y salvos.

Las Fuerzas Armadas Iraquíes dieron a Daesh 72 horas para permitir que los  residentes evacuen  la ciudad, cosa a la que no se avienen los terroristas que esperan utilizarlos como escudo humano.  

Los yihadistas habrían minado Ramani, se supone que incluso existirían subterráneos que podrían volar al paso de los soldados iraquíes.

Anuncios

De manera que la entrada a Ramadi fue muy lenta y dificultosa. Las milicias iraquíes  recorren en grupos la ciudad, acompañadas de blindados barren calle por calle acosando y disparando a los terroristas que aún combaten  en algunos focos de resistencia.Sabah al-Noman perteneciente a los servicios antiterroristas, notifico que se están purgando los barrios residenciales, y que "La ciudad estará totalmente limpia (de combatientes del EI) en las próximas 72 horas”. #Terrorismo #Estado Islámico