Eran las 7.15 pm (hora venezolana) cuando el líder opositor venezolano, Henrique Capriles, llamaba a los ciudadanos a acudir a sus centros de votación y obligar a cerrar aquellos donde no haya colas para votar. "Atención: convocamos a todos los venezolanos que votaron a ir a su centro y exigir cerrar mesas donde no hayan electores". Esto ocurría una hora y cuarto después de que se cumpliesen las 6.00 pm, hora fijada por la ley electoral de Venezuela para el cierre total de los colegios electorales. Y es que, a consecuencia de estas colas de las que hablaba Capriles en algunos centros, el Consejo Nacional Electoral (CNE) decidió extender a una hora el cierre de estos centros electorales, por lo que todos deberían haberse cerrado a las 7.00 pm.

Anuncios
Anuncios

Tras esto, la oposición no dudó en afirmar que todo era una estrategia para "favorecer al chavismo" y poder así recabar los últimos votos que le salvaran de la derrota en las urnas.

A esta hora, cuando ya pasan más de cuatro horas desde que se cumpliese el horario extendido, aún permanecen abiertos algunos centros electorales debido a las escenas de tensión que se han producido entre opositores que exigen el cierre de los colegios electorales y partidarios del Gobierno. Ante estos incidentes (que provocaron el cierre de al menos un centro electoral) tuvieron que responder las autoridades venezolanas. Además, en otra zona del país un joven de 20 años fallecía cuando intentaba arrojar una granada sobre uno de estos colegios electorales.

Tras varias horas de espera, el propio director del CNE, Luis Emilio Rondón, se ha pronunciado para asegurar que "no había necesidad" de prorrogar el horario de las elecciones parlamentarias.Para Rondón, nombrado director a propuesta de la oposición, con "la simple interpretación del texto de la Ley de Procesos Electorales (LOPRE) queda suficientemente claro que no era necesario el establecimiento de prórroga alguna". Afirmó que la legislación al respecto "es bastante clara" y señaló que, según la LOPRE, "las mesas electorales funcionarán desde las seis de la mañana hasta las seis de la tarde y se mantendrán abiertas mientras hayan electoras y electores en espera por sufragar".

Anuncios

A pesar de que todavía no hay resultados oficiales, Capriles asegura que la oposición ha ganado las elecciones en Venezuela, por lo que no dudó en instar a Maduro a través de Twitter a reconocer su derrota en las urnas. "Asume el resultado. El pueblo venezolano habló y la voz de nuestro pueblo es sagrada", aseguró. 

Otro tema que estaba causando polémica en las redes era la posibilidad o no de que el preso político opositor Leopoldo López pudiese votar en estas elecciones. Aunque al principio de la noche su propia esposa, Lilian Tintori, denunciara que no habían permitido votar a su marido porque "no había llegado la orden", ha sido el abogado del opositor encarcelado el que ha confirmado que finalmente pudo proceder a votar con total normalidad.

Con una participación histórica que ronda el 78%, los primeros sondeos tras el cierre casi total de todos los centros electorales auguran un triunfo de la oposición. A pesar de eso, Maduro se muestra confiado y esperará hasta el recuento total de los votos para confirmar su derrota o, por el contrario, su nueva victoria.

Anuncios

Lo único que ha querido destacar es la tremenda "normalidad" con la que, según él, se han desarrollado estos comicios#Elecciones Venezuela