Según confirma el periódico The Wall Street Journal, dos sobrinos de la primera dama de #Venezuela, Cilia Flores, fueron detenidos el miércoles por presunto tráfico de #Drogas. Se trata de Efraín Campo Flores y Francisco Flores de Freitas. La detención se produjo en la capital de Haití, Puerto Príncipe, mientras transportaban 800 kilos de cocaína. 

La operación fue llevada a cabo conjuntamente por la policía haitiana y la Agencia Antidrogas estadounidense (DEA). Tras ser entregados a las autoridades norteamericanas, fueron trasladados en avión hasta Nueva York. Se espera que presenten declaración hoy ante un juez federal, aunque aun no hay ninguna confirmación oficial. 

Según declara el periódico The Wall Street Journal, los documentos acreditan que son sobrinos de Cilia Flores.

Anuncios
Anuncios

Ya en el avión, Efraín Campo Flores se identificó como hijastro del presidente venezolano Maduro. Éste fue criado por la primera dama de Venezuela tras la muerte de su hermana. 

Las autoridades estadounidenses acusan a los dos hombres de conspirar para transportar 800 kilos de cocaína a Estados Unidos. Calixto Ortega, cónsul de Venezuela en Nueva York, está siendo informado por la DEA de todos los detalles del arresto, aunque no ha realizado ninguna declaración al respecto. 

La operación que ha llevado a la detención de los familiares de Maduro por presento tráfico de drogas comenzó en octubre. Los dos hombres contactaron con un agente de la DEA en Honduras solicitándole ayuda para llevar la droga al aeropuerto de la isla caribeña de Roatán. Posteriormente, los detenidos se reunieron de nuevo con el agente de la DEA.

Anuncios

En esa reunión, le transmitieron que sus intenciones era llevar la droga a Nueva York para ser vendida y le llevaron una muestra de un kilo para que comprobara la calidad. Todo esto está registrado en grabaciones. 

No es la primera vez que Estados Unidos investiga a altos cargos de la Policía, el Ejército y el gobierno de Venezuela por presuntos delitos de tráfico de drogas. Para Washington, Venezuela se ha convertido en el paso principal de la droga procedente de Colombia  que posteriormente llega al país norteamericano. 

El gobierno venezolano no ve justificadas estas acusaciones y piensa que son solo intentos por parte de EE.UU. de desestabilizar a su gobierno. Todo esto ocurre a poco tiempo de las elecciones legislativas en Venezuela del 6 de diciembre. Por primera vez en 16 años, el partido del gobierno no parte con ventaja en las encuestas.