El secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, ha celebrado que el #Gobierno colombiano y las Fuerzas Revolucionarias de Colombia (FARC) coincidan en llegar a un acuerdo de alto el fuego bilateral y definitivo a partir del próximo 1 de enero, una medida propuesta por el presidente colombiano, Juan Manuel Santos. 

El portavoz de Ban, Stephane Dujarric, ha afirmado en un comunicado que la noticia supone un "paso decisivo" para poner fin al conflicto, el cual comenzó hace más de 50 años y ha dejado más de 220.000 muertos y millones de personas afectadas. La intención de la tregua bilateral fue anunciada por Santos el pasado miércoles con motivo de la Navidad, algo que las FARC han declarado de manera unilateral desde que se iniciaron las conversaciones por el proceso de paz en 2012. 

 Las FARC replicaron con una nueva fecha para que se alcanzara el alto al fuego bilateral: el 16 de diciembre.

Anuncios
Anuncios

"Entre más pronto mejor, porque más vidas nos vamos a ahorrar", respondió el presidente en un audio que se puede oír en su Twitter. Sin embargo, subrayó la importancia de que la guerrilla acepte concentrarse en una zona, argumentado que el Ejército podría atacarla debido a que hay otros grupos -como el Ejército de Liberación Nacional (ELN)- a los que el gobierno aún combate.

"Lo que se necesita no es concentrar las guerrillas en corrales, basta con que el presidente Santos, en su calidad de comandante de las Fuerzas Armadas, ordene a las tropas oficiales suspender los operativos desplegados en las áreas contra las guerrillas en tregua", ha sostenido uno de los negociadores de las FARC, Carlos Antonio Lozada, en un comunicado. 

 Supervisión del alto el fuego

Dujarric también ha mostrado el agradecimiento de Ban hacia el presidente, después de que Santos anunciase que pedirá personalmente a los líderes de los miembros permanentes del Estados Unidos, Francia, China, Rusia y Reino Unido que verifiquen el alto el fuego.

Anuncios

"Agradecemos la confianza reiterada del presidente Santos en un papel de Naciones Unidas en la supervisión y verificación del alto el fuego y tomamos nota de su intención de buscar un mandato del Consejo de Seguridad," aseguró.

No obstante, Lozada también ha criticado esta iniciativa por considerar que Santos ha operado de forma unilateral. Ha explicado que las partes acordaron invitar a un representante de la ONU, Jean Arnault, y otro de UNASUR, José Bayardí, para que estuvieran presentes en las deliberaciones de la subcomisión técnica en el tema del monitoreo y verificación. Afirma que se han reunido con ellos ocasiones, pero sin llegar a establecerse los organismos que participarán en el monitoreo y la verificación; "algo que corresponde definir a las partes en Mesa (de negociaciones)". 

Además, el portavoz de Ban recordó que la ONU y la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR) trabajan con las partes en el conflicto, por invitación de las mismas, en el diseño de un mecanismo para esta supervisar la tregua además de que espera que ambos bandos aprovechen la próxima ronda de negociaciones en La Habana (Cuba) para avanzar en este punto -fin del conflicto- y en los que quedan pendientes.

Anuncios