El WalkCar, la invención japonesa que convierte nuestros pies en partes obsoletas del cuerpo. Aunque no sea muy recomendable para la salud porque es necesario andar a diario y moverse hay que reconocer que los japoneses se las inventan todas. 

Gracias a la nueva invención del ingeniero japonés Kuniako Saito, caminar puede convertirse en una cosa del pasado. Su invento es una aparato que permite que nos podamos desplazar de un lado a otro sin dar ni una zancada. Lo ha bautizado como  "WalkCar", y él mismo lo describe como "el primer coche del mundo que cabe en una bolsa ".

El WalkCar es del tamaño de un ordenador portátil, y es algo similar a una tabla de skate en términos de funcionalidad.

Anuncios
Anuncios

Según Saito, el gadget es muy fácil de usar, si te subes el aparato empieza a moverse y si te bajas, se frena. Para cambiar de rumbo y poder girar simplemente hay que desplazar el peso hacia la izquierda o la derecha. PAra subir una cuesta arriba o ir cuesta abajo se puede hacer mediante la aplicación de presión hacia adelante o hacia atrás para que te obedezca el dispositivo.

Saito explicó que su pasión por los sistemas de control y los motores de los coches eléctricos lo inspiró para crear el WalkCar. "Pensé, ¿Cómo sería si pudiéramos llevar nuestros propios medios de transporte en una bolsa?, ¿significaría eso que siempre podríamos ir donde queramos allí donde estemos?". Además añadió,  "Un amigo mío me pidió que construyera uno porque yo estaba haciendo mi maestría en ingeniería, en particular, sobre el control de los coches eléctricos de motor." Así que siguió adelante y comenzó a trabajar en un prototipo con su patrocinador Cacao Motors, y ahora están empezando a recaudar fondos para el proyecto mediante el lanzamiento de una campaña de Kickstarter.

Anuncios

La fuerza de la idea es, sin duda la portabilidad, una clara ventaja en comparación con dispositivos similares como el Segway o Toyota Winglet. Incluso ya se sabe la fecha de salida al mercado. El WalkCar estará ya a la venta a partir de octubre de este año a través de Kickstarter, a un precio de unos 100.000 yenes (unos 720€)y se espera que el año que viene se pueda introducir en diversas empresas para comercializarlo.

Avances de la ciencia que hacen que los humanos retrocedamos...aunque de vez en cuando no iría nada mal tener alguno de estos en casa. #Emprendedores