Aunque parezca algo surrealista, los ingleses han conseguido obtener energía a partir de la orina. ¿Cómo lo han hecho?, mediante los microbios que se encuentran en los lavabos y que se alimentan de la misma orina. 

La idea la han tenido unos estudiantes universitarios de Inglaterra y les ha salido bien. Un lavabo diseñado por ellos mismos es capaz de dar luz a una habitación. Lo han bautizado como Pee Power y de hecho ya está siendo usado en la misma universidad. El método es sencillo, sólo se debe poner en el lavabo unas células con unos microorganismos que se alimentan de la orina y que producen electrones que se aprovechan en forma de energía.

Anuncios
Anuncios

Si hay más gente que use el baño para orinar se conseguirá más luz. Se trata de una energía renovable que sólo necesita este tipo de deshechos orgánicos. 

Los estudiantes de la Universidad del Oeste están centrando sus esfuerzos en sacarle provecho a estos restos orgánicos que producimos los humanos para intentar aportar una ayuda para nuestro planeta. La verdad es que es una iniciativa muy buena que podría ser de gran ayuda en muchos casos y que actúa a favor de la preservación de nuestro planeta. Puede parecer extraño e incluso hacer que más de uno se ría pero en realidad es un gran descubrimiento y muy útil para la humanidad y para el planeta Tierra. Incluso zonas en las que no llega la electricidad podrían hacer uso de este sistema para tener algo de luz en sus hogares. Aún queda mucho por descubrir pero se puede potenciar la idea y seguir investigando para generar mucha más electricidad con los deshechos humanos. 

Ionanis Ieropoulos, uno de los estudiantes que participó en dicho estudio dijo, “Este invento podría suponer un importante paso en los hogares e incluso en instalaciones públicas o grandes edificios, como centros de convenciones que reciben millones de visitantes (con sus inevitables necesidades fisiológicas). Esta tecnología es tan verde como parece, ya que no se necesita utilizar combustibles fósiles y se está utilizando con eficacia un producto de desecho que existe en abundancia”.

Anuncios

Es más, se quiere perfeccionar el estudio e intentar incluso poder llegar a calentar el agua de los hogares. Esto haría que muchas casas que no pueden tener agua caliente dejaran de tener este problema y que se ahorrara mucho en electricidad, a parte de los beneficios medioambientales que comporta. #Investigación científica #Ecología #Calidad de vida