La niña de doce años, pupila del colegio Wolfrenton de Yorkshire, cerca de Hull, se encontraba en un viaje escolar cuando sufrió el accidente. El campamento, situado en la costa francesa, se encuentra además cerca de un lago, donde tuvo lugar la tragedia. 

Reporteros de la radio de la región francesa del accidente afirman que la chica que se encontraba entre un grupo de compañeros del viaje que saltaron una vaya que conducía al pantano cuando los jóvenes ya llevaban unos días en el campamento. 

El colegio reporta que al menos veinticuatro alumnos y tres encargados del campamento se encontraban en el viaje en la región francesa. Uno de los profesores, Dave McCready, ha declarado que se trata de una desgracia para todo el colegio. Además, añade: "los padres y la hermana de la estudiante fallecida están ahora en Francia y queremos darles todo nuestro apoyo y rezos en este momento tan difícil para todos. Como padre no puedo ni imaginar el dolor que estarán atravesando al perder a un ser querido a una edad tan temprana".

El resto de alumnos del centro están a cargo de los responsables del centro y el colegio, que se trasladaron al lugar de la tragedia para dar más apoyo a familiares y alumnos. 

Por otro lado, las investigaciones sobre lo ocurrido aquel día ya han comenzado. Los investigadores franceses han empezado por preguntar al resto de compañeros de viaje de la joven. Steve Scott, encargado del viaje y organizador de la empresa francesa ha declarado que el grupo, en el que se incluía la joven, se encontraba nadando después de las actividades que estaban programadas por el equipo de monitores y fuera del horario establecido.

Mike Furbank, alto cargo del colegio, por su parte afirma: "las autoridades francesas están haciendo todo lo posible por investigar el incidente y sería inapropiado hacer más comentarios sobre los detalles de estos trágicos eventos mientras las autoridades siguen con su duro trabajo."  #Crisis

Desde aquí mandamos todo nuestro apoyo a la familia en estos difíciles momentos.