Corea del Norte, probablemente el país mas cerrado y misterioso de nuestro planeta está en boca de todo del mundo, y es que la tensión que existe entre EEUU y Corea del Sur con dicho país es mas que evidente, hace poco el líder norcoreano lanzó unos misiles al mar de japón como respuesta a las maniobras militares que habían realizado conjuntamente los estadounidenses y los surcoreanos, Kim Jong-un consideró esto como una clara provocación, y provocó que las relaciones entre estos tres países se volvieran mas tensas de lo que ya estaban antes.



Pero si una cosa queda clara es que por mucho que no nos lo creamos, Corea del Norte no pertenece a otra dimensión, y como en cualquier otro país, los cambios llegan con el paso del tiempo, y es que Corea del Norte ha tomado unas medidas que muy poco tienen que envidiar al sistema capitalista, tan criticado por dicho país.



Hoy en día los directores de las empresas en Corea del Norte tienen un poder que jamás imaginarían, pues pueden fijar los salarios de los trabajadores a su gusto, haciendo que unos cobren mas y otros cobren menos para así estimularlos y aumentar la producción, aunque estos directores, ahora también tienen el poder de despedir a sus empleados si estos no los consideran productivos. En el ámbito agrario también se han producido unos cambios muy significativos, pues ahora los agricultores pueden vender sus productos al precio que ellos quieran y hacer todo tipo de actividades comerciales, eso si, antes deben de pagarle una cuota de producción al estado.



Y la cosa no termina aquí, pues en Corea del Norte ahora se está fomentando el consumo, por las calles de Pyongyang se pueden observar a las personas caminar con sus carteras de leopardo y con abrigos de un brilloso rosa, unos productos que parece ser que se han puesto muy de moda en dicho país.



Bradley Banson, académico de la Universidad John Hopkins en Estados Unidos y miembro del comité Nacional sobre Corea del Norte tiene bastante claro lo que está pasando: "Hay una creciente demanda de la población, una necesidad del régimen de legimitarse después de las hambrunas de los 90 y China está teniendo una gran influencia en Corea del Norte".

Anuncios
Anuncios

#ONU