El F-16 de Grecia que se estrelló hace dos días en la base aérea de Los Llanos en Albacete, sigue en plena investigación. En total son ya once las víctimas mortales de tan trágico accidente, tras fallecer ayer uno mas de los ingresados, a consecuencia de las importantes quemaduras en todo su cuerpo. Otros tantos militares, se encuentran ingresados en distintos centros médicos, sin que hasta el momento, se tema por la vida de ninguno de ellos. Recuerden que las operaciones de rescate tuvieron que posponerse hasta que la zona fuera segura para los dispositivos de rescate debido a la gran cantidad de gasolina y su riesgo, en la zona donde se perpetró el siniestro, correspondiente con una zona de aparcamiento de aviones.

El triunfo electoral de Syriza se ha visto empañado por este suceso en el que militares griegos, franceses e italianos mayoritariamente, han muerto realizando unas pruebas de formación para el Programa Táctico de Liderazgo de la OTAN, con base en Albacete. Los heridos, que superan las docena, se hallan ingresados en distintos centros hospitalarios de dicha capital así como cuatro están en Madrid en la Unidad de Cuidados de Quemados Extremos, donde permanecen estables dentro de la gravedad de sus quemaduras. 

La Fiscalía francesa, ha abierto una investigación sobre los hechos que han provocado este siniestro. Uno de los más importantes en varios años en lo que a naves de reconocimiento militares se refiere. Francia, quieres saber que ocurrió para que el avión tuviera el accidente a escasos minutos del despegue del aparato. Aunque los hecho han sido en otro país, la apertura de este tipo de procedimientos en Francia es de rutina, cuando hay ciudadanos franceses entre las víctimas del siniestro. No solo en este caso sino en cualquiera que pudiera darse y que algún ciudadano francés se viera involucrado.

La investigación del accidente del F-16 griego corre a cargo de la Dirección General de la Seguridad Nacional, DGSN. El ministro francés de Defensa, Jean-Yves Le Drian, ya se halla en Los Llanos para ayudar en la investigación y ponerse al tanto de los hechos acaecidos, mientras al día de hoy, aún se desconocen los motivos o causas que llevaron a que el F-16 explotara tan solo despegar de la base situada en Albacete. Todos afirman que la familia OTAN está de luto por el suceso.