Las lentejas rojas son de un tamaño parecido a la lenteja normal pero es fácil diferenciarla por su fuerte tono naranja. De cerca, podemos ver que carecen de piel, por lo que son muy recomendables para personas que tengan algún problema digestivo con las legumbres.

Propiedades de las lentejas rojas

Son ricas en hierro, selenio, zinc, carbohidratos, proteínas y vitaminas. Como podemos ver, similar a todas las lentejas.

No requieren remojarlas en agua antes de su uso, simplemente hay que lavarlas y cocerlas un cuarto de hora, a diferencia de las lentejas "normales" que tardan más. También suelen deshacerse al cocerlas por lo que son muy buenas para preparar con ellas puré y sopa.

Anuncios
Anuncios

Son características de la #Cocina asiática, destacando también en Turquía, países que suelen hacer cremas espesas con ellas y mezclarlas con otros #Alimentos al igual que aderezarlas con especias, por lo que tienen un toque exótico para nosotros.

Se adquieren fácilmente en supermercados y grandes superficies, al igual que en herbolarios, aunque su precio es algo mayor que las lentejas tradicionales.

Qué necesitamos (cuatro comensales)

-100 g de lentejas rojas

-50 g de cuscús

-100 g de champiñones

-1 cebolla

-4 cucharadas soperas de mantequilla

-0,75 litros de caldo de verduras o de carne

-4 cucharadas de tomate

-2 cucharadas de pasta de pimiento rojos (es típica de Turquía, podemos obviarla si no la conseguimos)

-Sal

-Pimienta negra 

-1 cucharada de menta seca

Elaboración

Lo primero que haremos será lavar bien el cuscús y las lentejas, y tras ello lo escurriremos.

Anuncios

Verteremos dos cucharadas soperas de mantequilla en una olla, y cuando se funda pocharemos sobre ella la cebolla, la cual picaremos antes. Mezclaremos la el tomate con el cuscús, las lentejas y la pasta de pimiento (si la vamos a utilizar) mientras se pocha la cebolla.

Echaremos ésta mezcla a la olla en la que hemos pochado la cebolla y acto seguido añadiremos también el caldo, para llevarlo a ebullición.

En el momento que comience a hervir bajaremos un poco el fuego y lo coceremos todo durante media hora aproximadamente.

Limpiaremos los champiñones y los cortaremos en láminas, las cuales salpimentaremos al gusto.Los doraremos en mantequilla hasta que veamos que están ya listos, y los echaremos a la olla que tenemos cociendo el resto de los ingredientes y removeremos bien. Ahora es el momento de sazonar y salpimentar si fuera necesario para rectificar.

En la misma sartén en la que hemos preparado los champiñones anteriormente, calentaremos dos cucharadas de mantequilla hasta que veamos que queda espumosa.

Anuncios

Añadiremos la sopa que tenemos y espolvorearemos para finalizar con un poco de menta seca. Esperaremos unos minutos mientras mezclamos todo bien.

Como habéis podido observar, se abusa un poco de la mantequilla, aunque esto es característico de la comida turca. Si no queremos utilizar tanta, podemos modificar el plato un poco (aunque ya no será çorba tradicional) y utilizar por ejemplo aceite de oliva en lugar de mantequilla. #Calidad de vida