La receta de hoy tiene un sabor especial, sabe a pueblo, sabe a niñez: leche frita a la menta.


Ingredientes: (Para 6 comensales)


1 limón
50 gramos de harina fina de maíz (maicena)
1/2 litro de leche
Harina (lo suficiente para enharinar)
2 huevos
300 gramos de azúcar
Una ramita de canela
Un poco de aceite de oliva
Un ramito de hojas de menta


Elaboración:


Buscamos un cazo, lo ponemos al fuego y echamos el medio litro de leche. Tamizamos la harina fina de maíz (maicena) y la agregamos a la leche y batimos con fuerza para que se mezcle bien y no queden grumitos. Una vez esté la maicena bien incorporada a la leche, añadimos 50 gramos de azúcar, la piel de un limón y una ramita de canela. Una vez añadido todo esto, vamos removiendo y mezclando, sin parar, hasta que la mezcla quede espesa. Cuando haya espesado, pasamos la mezcla a un recipiente o bandeja (a ser posible de unos 2 centímetros de alto), lo extendemos todo bien por la superficie de la bandeja y lo apartamos hasta que se haya enfriado.

Una vez la mezcla de la bandeja se haya enfriado la vamos cortando en pequeños rectángulos. Estos pequeños rectángulos los vamos pasando primero por harina y luego por huevo (previamente batido). Echamos en una sartén bastante aceite y calentamos. Cuando el aceite esté lo suficiente caliente vamos metiendo los rectángulos y freimos hasta que tomen un color doradito por ambas caras. Una vez se doren por cada lado, los sacamos y escurrimos bien en un plato con papel de #Cocina. #Facebook #Google

Mientras escurren un poco vamos preparando un almíbar. Agregamos en un cazo al fuego 250 mililítros de agua, 250 gramos de azúcar y las hojitas de menta (que habremos picado bien). Dejamos que todo esto cueza durante unos 3 minutitos y apartamos. Una vez haya escurrido un poco el aceite sobrante y hecho el almíbar, se puede servir. Servimos la leche frita y le echamos el almíbar que habíamos preparado por encima.


Un consejito: Si quieres darle más sabor y frescor a esta receta, acompaña la leche frita con un poco de helado de vainilla, canela o nata.


¡Que lo disfruten!