Desde que los eurodiputados de #Podemos llegaron a Bruselas, muchos ciudadanos españoles están más pendientes de Europa de lo que lo han estado nunca. Los parlamentarios de Podemos no tienen "pelos en la lengua", critican todo aquello que consideran injusto y así lo expresan.

Hace poco se conoció la intención de la "Izquierda Unitaria Europea" - entre la cual se sitúa Podemos e Izquierda Unida - que instaba a la puesta en marcha de una investigación sobre el trato favorable que el presidente de la Comisión, el señor Juncker, le otorgó a diversas corporaciones y multinacionales, en lo que se conoce como el escándalo "Luxkeaks".

Anuncios
Anuncios

Asimismo, #Pablo Iglesias, líder de Podemos urgió a los europarlamentarios socialistas, referentes de la "izquierda" en España, a apoyar la moción de censura contra el presidente de la Unión.

El #PSOE, pese a afirmar con gran vehemencia en los medios de comunicación españoles, que piensa retomar el camino socialista que había perdido, se niega a apoyar dicha moción. Ahora viene, cuando recordamos las palabras de Pedro Sánchez. El nuevo secretario general, que personifica la "regeneración del socialismo español", afirmaba con socarronería, este mismo domingo, en el programa Salvados: "Ni ellos son tan castos ni yo soy tan casta" en relación a Podemos. Pero una vez más, el PSOE se encuentra del lado de la derecha y de los mercados en Europa, como si fuera un "brazo extensible" del Partido Popular.

Anuncios

Quizá el PSOE debería preguntarse en qué consiste una verdadera regeneración dentro de un partido, pues es evidente, que eso no se consigue colocando a la cabeza, a un "político atractivo que prescinde de la corbata", ni voceando con boca ancha que ya son un "partido nuevo". Las palabras se las lleva el viento, y el PSOE todavía debe demostrar todo lo que promulga mediante hechos consumados. Esta postura, tras la negativa a apoyar la investigación contra el presidente Juncker, deja en evidencia la supuesta regeneración política de la que alardean.

Pablo Iglesias, sin embargo, sigue intentando que el PSOE apoye esta iniciativa que, recordemos, también es respaldada todos los socialistas europeos. El líder de Podemos ha pedido a los socialistas que demuestren, que están realmente "del lado de los ciudadanos europeos y no de los mercados", tal y como afirman.

Pese a esto, los votos para que esta investigación se pueda llevar a cabo, aún no son suficientes. La derecha europea es una coalición mayoritaria y todavía controla la mayor parte del parlamento. Destaca la intervención de "Los Verdes", que son los verdaderos impulsores de esta iniciativa, aunque con la fuerza mediática que ostenta Podemos, su lucha ha quedado en la sombra.