Después que Raloy se portarse bien e incluso invitar a pulpo gallego a la mismísima Merkel (leer "Mi dignidad por una fotografía"); esperaba un gesto por parte de Alemania que pusiera a España y al Partido Popular en el lugar que creen que les corresponde. Posiblemente una cartera de segundo orden para un comisario español, sea el lugar real que ocupa el PP dentro del partido popular europeo y España en Europa; aunque para Jean-Claude Juncker Presidente de la Comisión Europea no le ha sido fácil encajar a Miguel Arias Cañete dentro del ejecutivo comunitario.

Miguel Arias Cañete había sido uno de los ministros de máxima popularidad dentro del actual gobierno popular de España. Algo realmente extraño que era fruto en parte por no hacer declaraciones y sobretodo por la pésima nota que tenían el resto de ministros, incluido el presidente Rajoy. No hacia declaraciones porque cuando era ministro en la etapa Aznar se caracterizó precisamente por sus declaraciones incendiarias como: "Suerte tuvimos de Paco el Rana" refiriéndose a Franco inaugurando pantanos, o "el Plan Hidrológico será una Paseo Militar" ninguneando a quienes se oponían al megatrasvase del Ebro. Esta condición de más popular le situó en la carrera para las elecciones europeas, pero allí sí que había de hablar, mostrándose el verdadero "Cañete", que acabó no dejándole casi ni hablar en los mítines.

Arias Cañete entro en Europa con el paso cambiado. Se ha convertido en el blanco de las feministas por unas declaraciones machistas contra la candidata del PSOE durante la campaña, cuando precisamente se intenta una paridad de sexos en la comisión. Pero seguramente algo le prometió Rajoy para convencerlo de ir a Europa, ya que ser diputado europeo se considera un destierro. Aun así Arias Cañete iba a ser el gran sacrificado para poder colocar a Luis de Guindos como presidente del Consejo Europeo, algo que a Rajoy le pareció que Merkel le decía que sí, aunque seguro que fue un error fruto del traductor (recordar que Rajoy sólo sabe Castellano) más el pulpo y el Ribeiro.

Arias Cañete se ha convertido en el Comisario Europeo de Clima y Energía. Casi como un chiste malo esto se anunciaba el día después del Día de la Energía Renovable, donde el mismo Juncker hacia llamamientos a los estados para apostar en estas energías, y él mismo anunciaba que en breve saldría un paquete de medidas de carácter europeo elaboradas por la comisión.

Se me hace difícil pensar que paquete de medidas puede sacar Arias Cañete sobre energías renovables. Precisamente Arias Cañete se ha visto envuelto en escándalos relacionados con sus tres empresas petroleras, las cuales están por cierto en paraísos fiscales. Algunos de estos escándalos de tipo medioambiental, precisamente el ministerio que estaba ocupando.

Pero lo más bochornoso es que alguien dedicado al negocio del petróleo sea el responsable europeo de clima. Hoy el principal enemigo del combate contra el cambio climático son precisamente las petroleras que verían sus beneficios en peligro si se impone una reducción significativa de las emisiones de CO2. Podríamos pensar que puede actuar con responsabilidad e incluso ser algo positivo tener contactos en el mundo del petróleo para allanar el camino; pero la actuación durante su etapa de ministro donde estaba de acuerdo en permitir fracking incluso en zonas protegidas, hace muy difícil pensar que no se alinee con sus colegas de negocio. #Unión Europea

La UE ha demostrado como tantas otras veces que sólo es un nido de intereses. Y han enterrado en una comisaria de segunda a un político muy incómodo. Cargo que ha aceptado de mil amores, puede que su poder político sea pequeño, pero el cargo le ira de perillas para sus asuntos particulares tal y como hacía de ministro.