Las mujeres rellenitas hace unos años atrás debían vestirse siempre de oscuro. Pero los tiempos cambian y los nuevos diseñadores emergentes han dado una vuelta de tuerca.

Si bien en varias casas de #Moda o tiendas de marca, aún siguen vendiendo prendas de la talla 34 a la 42 o 44 como mucho, las mujeres grandes no pueden comprar. En un principio compraban la tela y buscaban un modisto o modista de barrio para que les hiciera un vestido, falda, pantalón, chaqueta o bien una blusa. Claro, la mano de obra se cobra poco, pero la satisfacción de la cliente es enorme al ver que una prenda le entra sin estar tironeando.

Los nuevos diseñadores emergentes, se están enfocando en aquellas personas que son de tallas grandes o rellenitas.

Anuncios
Anuncios

Han decidido vestir, darle color, glamour, elegancia para que una persona de talla 48 en adelante, se vea femenina y saque de su vista colores que le envejecen.

Hoy, las mujeres de talla grande pueden vestirse de colores, usar un Street Style de falda o pantalón con una blusa de color o un jean con una chaqueta moderna sea de cuero, piel o gabardina. O lucir simplemente un hermoso vestido largo para una fiesta de boda o evento importante.

Siempre a la mujer rellenita o gorda como que se la aparcaba a cada lugar que iba, haciéndoles sentir que el mundo pertenece solo a los delgados y muertos de hambre para verse elegantes y no a las personas normales, sanas aunque rellenitas. Siempre hacen que una persona de talla grande baje su autoestima gracias a los comentarios de las personas.

No estamos equivocadas cuando vamos a cierto lugar como una discoteca, sacan a una delgada a bailar, mientras la gordita se aburre toda la noche.

Anuncios

También hacen sentir que la amiga rellena buena está siempre ahí, pero no para otras cosas porque nos avergonzaría y así, montones de excusas.

Es hora que las personas rellenitas, normales porque si, sean normales, no  un 90-60-90. Pero son personas, que pueden ser hermosas no solo de cara sino vestir esos cuerpos que pueden lucir muy femeninas.