El verano siempre nos obsequia con unos kilos de mas, y un aumento que notamos tanto en la báscula como en la ropa que ya vamos sacando del armario con la llegada del otoño. Pero no te preocupes, no es tarde, y estás a tiempo de ponerte a línea si te lo propones. Márcatee metas, además te ayudarás a coger el curso con mas ganas y con mas seguridad en ti misma. ¡Tomar la decisión y concienciarse es el primer paso! No obstante debes de tener en cuenta antes de empezar con la dieta, que hay mucho errores que se deben evitar para que el resultado no sea el contrario y poder alcázar el peso ideal.

1. Ingerir menos calorías de las que necesitas. Está claro que para perder peso debes disminuir la ingesta de calorías pero no se debe confundir con dejar de comer. No hace falta morirse de hambre si repartes las calorías necesarias durante 5 comidas diarias. Si a tu cuerpo no le das los nutrientes que necesitas, se producirá una deshidratación y no una quema de grasa. Además de que el cuerpo se acostumbrará a funcionar con mínima cantidad de calorías por lo que guardará las reservas de grasa. Esto provocará una perdida de músculo que es el que realmente es capaz de quemar grasa. De esta manera caerás en un circulo y te estancarás en tu peso.

2. No te pases con el deporte. Realizar una dieta y combinarla con ejercicio es una de las opciones mas adecuadas si quieres perder peso, no obstante no se puede hacer un sobre-esfuerzo y menos si eres una persona que no está acostumbrada a grandes deportes. Primero por que la primera semana acabarás exhausta y tu demanda de energía será mayor siendo lo probable que tu ingesta sea el doble. Comienza con un plan de ejercicios progresivos, en los cuales la duración y la dificultad vayan aumentando.

3. No caigas en la rutina deportiva. Si acudimos al gimnasio lo mas común es caer en acostumbrarse a un tipo de deporte por un largo periodo de tiempo. Esto no es malo, por que lo mas seguro es que durante los primeros meses de muy buen resultado, pero si notas que en unos meses no da el efecto que deseas deberías cambiar de rutina y no solo centrarte en trabajo anaeróbico combina los anteriores y la musculación.

4. No te obsesiones con la dieta. El repetirse diariamente que tienes que adelgazar no te va ayudar a hacerlo, es mas te hará esperar resultado a corto plazo pudiendo causar tu frustración. Si el plan es correcto y combina la alimentación así como el deporte adecuado, tus metas llegarán a largo plazo pero estos resultados serán duraderos.

5. No te peses todos los días. Tampoco es correcto que te peses todos los días ya que de un día a otro los cambios no son notables, de la misma manera no te debes guiar solo por la báscula, ya que muchas veces el peso no disminuye, hay que fijarse en las medidas corporales, ya que el volumen de la grasa ocupa mas que el musculo pero este pesa mas. Para esto debes hacerte una tabla propia semanal.