Cuando nuestros #Niños son pequeños siempre recurrimos a contarles historias infantiles, fábulas o historias inventadas. ¿Qué padre o madre alguna vez no se ha sentado con ellos en el sofá o en la cama y empezábamos a recrear el ambiente de la historia que leíamos o contábamos inventando historias fantásticas?

La reina Letizia por ejemplo: desde pequeñas tanto a la Princesa de Asturias Doña Leonor y la Infanta Sofia siempre se las ha ingeniado para que sus dos hijas, no solo escucharan historias infantiles, fábulas o historias inventadas, sino que también tuvo la paciencia que ambas comenzaran a conocer las letras y a leer. La reina Letizia es una aficionada a la lectura, y además muy exigente en la preparación de ambas niñas en materia educacional.

Anuncios
Anuncios

Siempre que la agenda oficial de la reina Letizia se lo permite, comparte esos ratos con sus hijas, pues es muy importante para el crecimiento, dado que las capacidades de las niñas son altas, para alcanzar un buen conocimiento del habla y de la lectura.

Las maestras infantiles saben contar historias infantiles como cuentos o fábulas, para que los niños desarrollen habilidades emocionales estimulándolos a compartir con otros niños. Generalmente cuando narran historias, las maestras se disfrazan o recrean un ambiente, en que los hace partícipe de la historia narrativa, hasta hacen que los niños se introduzcan dentro de los personajes. Muchas veces antes de contar una historia, cuento o fábula, los niños también se disfrazan como sus maestras.

Pero qué sucede cuando la tecnología aparece y los niños abandonan ese hábito de lectura para sustituirlo por las consolas de juego, la Tablet, la Wii, el ordenador o el televisión en el último de los casos.

Anuncios

Ya el niño o niña pierde esa capacidad de imaginación sana, que disfrutaba hasta entonces.

¿Por qué sucede esto? Porque los padres consideran que los niños o niñas a partir de los 7 años, tienen quienes les lean a sus hijos: primero sus maestras, segundo sus abuelos o tercero sus niñeras quien hacen las tareas que los padres deben realizar.

Es necesario fomentar la lectura, es necesario que los padres se impliquen en la lectura con sus hijos, no aceptar que otros realicen una tarea que debe ser de ellos. Está bien que la #Educación viene desde la casa, pero no dejemos cargar todo a una escuela, nosotros como padres, somos maestros de nuestros hijos, somos el ejemplo que ellos deben seguir para que aprendan a amar los libros, a tener dicción al hablar y al escribir. Es fundamental para que el futuro estudio no sea una carga para ellos cada vez que deban leer una lección