El objetivo de recomprar Aliseda, la inmobiliaria que ya había vendido anteriormente, consiste en utilizarla como plataforma para vender sus activos del sector inmobiliario y traspasarlo todo a las cuentas de un "banco malo" que pretende crear a finales de año. A su vez, la inmobiliaria gestionará las hipotecas asociadas a estos activos. El Banco Popular ya ha remitido a la CNMV nuevos detalles sobre la operación. 

La anterior venta de Aliseda

Banco Popular ya había vendido anteriormente el 51% de Aliseda a los fondos Värde Partners y Kennedy Wilson. El importe de la venta fue de 815 millones de euros generando unas plusvalías de 710 millones según anunció por entonces la entidad quedándose con el 49% restante. 

La recompra de este 51% es precisa para evitar que la negociación de sus inmuebles se vea encarecida por las comisiones de venta con terceros y para aprovechar la gestión de las hipotecas asociadas al negocio de la propia plataforma, lo que podría darle más valor.

Anuncios
Anuncios

Las conversaciones con los actuales dueños se iniciaron tras la última ampliación de capital del Banco y llegar a un acuerdo no está siendo fácil pero parece que pronto se llegará a un acuerdo, todavía sin cerrar, por el cual, Banco Popular pagará a sus actuales dueños el precio acordado pero descontando los dividendos así como los ingresos de comisiones cobradas por la gestión de los activos inmobiliarios.

Negociación del ERE

Por otro lado, el banco se ha reunido de nuevo para seguir negociando los detalles del ERE que tiene planteado presentar. Durante su última reunión, el banco presentó a los sindicatos el llamado Plan de Liberación de Tiempo Administrativo mediante el cual pretende optimizar los recursos humanos y que a su vez los trabajadores dispongan de más tiempo libre para la labor comercial, reduciendo, a su vez, la carga administrativa de estos trabajadores potenciando un desarrollo tecnológico que le permita cumplir este objetivo.

Anuncios

Este cambio debe sucederse de forma gradual. 

Paralelamente a este plan, la entidad también está negociando un plan de prejubilaciones y otras vías de carácter voluntario que afectará a 2900 empleados de la entidad. 

  #La economía hoy