Según los datos del SEPE (Servicio público de empleo estatal) del mes de Octubre, el número de desempleados aumentó sobre el mes de Septiembre un total de 80.000 personas. En este último mes, el número subió respecto a los meses estivales. La comunidad con mayor número de desempleados tradicionalmente es Andalucía, seguida por Extremadura (30% y 28% respectivamente), mientras las comunidades con menor tanto por ciento de parados son Navarra, País Vasco y la Rioja.

Durante estos cuatro años de gobierno del Partido Popular, los datos son tenaces, habría aumentado en 120.000 parados respecto al gobierno de Zapatero, poco más de 4 millones de desempleados, fueron con los que cerró el gobierno socialista su legislación en Noviembre de 2011.

Anuncios
Anuncios

El máximo número de parados se alcanzó en el año 2013 con seis millones de desempleados, un 26% de la población activa. Unos números muy elevados si nos comparamos con los países industrializados de nuestra órbita.

Desde el año 2005 hasta el año 2015, España ha pasado de tener la menor tasa de paro en números coyunturales en el periodo democrático 8,23% en 2007, a llegar al índice más elevado en este periodo 26%. Hablamos del nivel de desempleo más elevado de la Unión Europea tras Grecia, con tantos por cientos demoledores, 53,2% de desempleo juvenil.

En el 2014, se bajó el nivel de ingresos por familia (periodo 2008-2014) en más de 3000 euros. En el año 2008 España entró en recesión, saliendo de ella dos años después, pero de nuevo en el 2011 volvió a caer y no salió hasta el segundo semestre del 2013 (se entiende como recesión económica la bajada del PIB, como mínimo, durante dos trimestres consecutivos).

Anuncios

El año 2013 fue el annushorribilis de la economía española en los últimos 10 años, sobre todo en perdida de adquisición económica por parte de las familias, número de desempleados y desaparición de empresas.

Las razones que siempre se han estimado sobre la poca capacidad generativa de empleo en nuestro país, la mayor desigualdad económica, y el nivel de salario mínimo mucho más bajo respecto a otros países más cercanos en datos en el PIB, han sido resumidas en diferentes variables. La primera es el poco número de empresas en sectores punteros y haber dejado la capacidad de creación de trabajo, en manos de un modelo productivo de poco recorrido como la construcción, o sectores con mucho movimiento pero temporal como la restauración, con poco desarrollo del I+D.

Por otro lado los salarios mínimos se achacan a otra variable, la falta de competitividad al no desarrollar marcas con valor añadido, y por tanto, competir en el exterior a través del precio de coste, como variable para apuntalar la competitividad. La desigualdad de ingresos de una clases respecto a otras es un mal endémico que responde a la relación de las tasas impositivas sobre todo hacia las rentas altas. #Crisis