“Se prevé una buena calidad” en la próxima campaña de vendimia en la D.O Ribera del Duero, según apuntó el presidente del Consejo Regulador Ribera del Duero, Enrique Pascual. La climatología de los últimos meses en el territorio de la marca de calidad, caracterizada por su sequedad, hacía pensar que la calidad de la uva se podría resentir.

 

Sin embargo, tras una “temporada muy seca, luego ha llovido en gran parte de la zona y ha ayudado a que el fruto salga con buena soltura y de calidad”, apuntó Pascual. Como siempre, la climatología de las próximas semanas será clave para garantizar que el fruto se recoja con calidad y se evite la proliferación de oídium, uno de los hongos que más puede atacar a la planta a las puertas de la campaña de vendimia.

Anuncios
Anuncios

 

El presidente avanzó que “el arranque de vendimia se producirá a mediados de septiembre de forma muy esporádica, en bodegas de puntos determinados, pero será a partir del 25 de septiembre cuando se extenderá de forma generalizada”.

 

Pascual recordó que “casi todo lo que se vendimia en Ribera del Duero es cortado a mano”. Esta situación contribuye a la creación de puestos de trabajo durante las semanas que se prolongan las labores de recolección. Este año el Consejo Regulador no contempla novedades al respecto de manera que se pueden alcanzar las cifras de años anteriores, con 4.000 empleos generados.

 

“Se espera mucha gente, no va a haber variaciones”, apuntó Pascual. El mes más potente en cuando a la generación de puestos de trabajo será octubre, cuando las 270 bodegas que conforman Ribera del Duero se encuentren al cien por cien de su capacidad de recogida y de producción.

Anuncios

 

Días de intensa actividad para las bodegas que tienen que llevar a cabo contrataciones de personas con carácter temporal para hacer frente a sus necesidades y recolectar el fruto en el momento adecuado para garantizar la calidad.

 

Ante la campaña de vendimia, surge la voz de alerta para garantizar que las contrataciones que se realizan cumplan con lo establecido por la normativa y que todos los trabajadores estén regularizados.

 

El Consejo Regulador  no tiene competencia para reglar esta situación, pero Pascual anotó que “como normal general cada vez todo esto está mejor hecho por parte de todos y esperemos que cada vez se vaya haciendo mejor”. #Castilla y Leon #Vinos #Enoturismo