Las #Redes Sociales pueden convertirse en un buen aliado para su empresa o marca. Sin embargo, un mal uso de las mismas puede resultar devastador para usted y los suyos, hasta el punto de que las grandes empresas prefieren tener un profesional especialmente dedicado para estas labores, los llamados community manager.

Hace una década, lo normal era acceder a las consultas de nuestros clientes (afianzados o potenciales) mediante llamadas telefónicas. Progresivamente, fuimos avanzando hacia los emails, además del notable aumento que sufrieron las cartas al director en los medios de comunicación, ya que comenzaban a procesarse telemáticamente.

Anuncios
Anuncios

Hoy, estas labores son realizadas con mayor frecuencia a través de #Facebook o Twitter.

La principal ventaja de estas plataformas, es que al igual de las mencionadas cartas, los datos son almacenados para futuras consultas. Son muchos los usuarios que ante cualquier duda (habitualmente informática) acuden directamente a foros donde ha sido plateado su mismo problema con anterioridad. Internet es una mina de información emitida directamente por los usuarios.

No elimine las críticas negativas, en lugar de ello, asegure que mejorarán el servicio, apunte la fecha del comentario para que una vez haya sido subsanado el error, pueda justificarlo directamente al interesado. El único límite debería ser la eliminación de mensajes de contenido malsonante, previo aviso en las normas de la misma página.

Anuncios

Si quiere tener éxito, procure responder a la mayoría de las dudas de sus clientes, esto le proporcionará un trato cercano hacia los mismos. De hecho, a menudo se suele poner el trato al cliente al mismo nivel que la calidad de los servicios o productos.

Procure además, cuidar la presentación de sus perfiles o páginas (en este caso, hablamos de Facebook), otorgándoles una cuidada portada donde pueda distinguirse la empresa y los servicios que puede ofrecer. Manténgala actualizada a diario, de este modo, no ofrecerá la visión de que haya sido abandonada.