En un contexto de crisis económica internacional, y posiblemente muchos lo sitúen en el cada vez más habitual 'horizonte de la recuperación', divisamos año tras año un notable aumento en el comercio gestionado vía online, en progresiva subida cada día más en boga y con grandes expectativas de futuro frente a las anteriores alternativas, ¿pero por qué es este sector aquel que se encuentra en un aparente auge eterno?

En la red podemos encontrar todo tipo de sectores y de servicios disponibles (desde pedir nuestra cena a domicilio, hasta un fontanero autónomo que ofrezca sus servicios en la red, pasando por los clásicos web masters o asesores clásicos).

Anuncios
Anuncios

Las #Redes Sociales y las páginas webs de gestión de servicios y de trabajadores, ofrecen la oportunidad de generar una inmensa cartera de clientes que en ocasiones, aspira a dimensiones internacionales.

Por eso, los empleos más demandados por las empresas son los relacionados directamente con el propio comercio en la red y el marketing en redes sociales, según varios equipos de expertos en finanzas. Una de las profesiones con más futuro en estos momentos es community manager.

También conocido en español como responsable o gestor de la comunidad de internet, un community manager es aquel encargado de actuar como auditor de la marca en los medios sociales (principalmente Facebook, Twitter y cada vez más Instagram).

Es un puesto de #Trabajo dentro de la mercadotecnia en medios sociales, siendo su función ejecutar lo que los administradores o gestores de redes sociales planifican.

Anuncios

Cumple un nuevo rol dentro de la mercadotecnia, la publicidad en Internet y la documentación, pues es una profesión emergente al igual que lo es el Record Manager (el administrador, gestor o responsable de registros).

Como vemos, el siglo XXI está plagado de nuevas oportunidades para quienes se familiarizan con estos medios. A día de hoy ya se cuentan por miles las empresas cuya cartera de clientes está compuesta en más de un 90% por sus seguidores de Twitter.