Luego de escuchar las entradas al mercado de compañías como Facebook y Alibaba, cuyas ofertas públicas oficiales causaron la admiración de muchos, y enriquecieron a sus muy publicitados creadores Mark Zuckerberg y Jack Ma, respectivamente, el anuncio de Dow Jones Venture Wire sobre los casi mil millones de dólares de The Honest Co. parecería otra noticia más si no fuera por quién es la propietaria: la actriz norteamericana Jessica Alba.

En este 2014, la compañía que produce desde limpiadores para la cocina, culeros brillantes para bebes hasta líquido para desinfestarse las manos, pudiera triplicar sus ganancias del año anterior y recaudar más de 150 millones de dólares, con apenas unos 200 empleados.

Anuncios
Anuncios

Sus productos se venden en internet y por todos los #Estados Unidos en cadenas de tiendas al detalle como Nordstrom, Target and Whole Foods.

Todo comenzó hace unos siete años cuando Jessica Alba estaba embarazada y fue a probar un detergente para niños, y este le provocó una erupción. Con un historial de asma en su niñez la actriz se preocupó por la reacción que productos como este pudieran causar en su retoño, aún por nacer. Sus temores por el alto contenido de toxinas y químicos en los productos de higiene en la actualidad la llevaron a comenzar una cruzada personal por resolver este problema.

Por cuatro años, la ahora madre de dos niñas, Honor de seis años, y Haven, de tres, buscó un socio para lanzar su idea de una línea de productos más seguros, pero aunque era muy visible gracias a sus apariciones constantes en todos los libelos precisamente por su estilo, nadie la tomaba en serio.

Anuncios

Ella misma confiesa haber pasado incontables noches llorando de impotencia, pero su motivación la hacía seguir adelante. Dice haber consultado decenas de expertos en negocios, muchos de los cuales había conocido a través de su esposo, el productor Cash Warren: ¨Les expuse mi idea a muchos empresarios y personas inteligentes, y hablé con banqueros y personas de internet¨

Su suerte cambió cuando asistió a la presentación de un libro sobre los temas que le interesaban. Su autor, Gavigan, era el director de una compañía sin fines de lucro, con el cual perfeccionó la idea durante 18 meses hasta contactar a un hombre de probado éxito en esas faenas: Brian Lee, de profesión abogado. Lee había fundado LegalZoom junto al mediático abogado de la ex-estrella del cine del futbol americano y del cine OJ Simpson, Robert Shapiro, y una compañía de modas ShoeDazzle.com, junto a Shapiro y a Kim Kardashian.

Juntos se lanzaron con todo a concretar un sueño. Gavigan pasó a ser el socio a cargo de desarrollar los productos y la supervisión.

Anuncios

Jessica se dedicó a la promoción con apariciones en decenas de programas mañaneros y con si libro The Honest Life, el cual llegó a estar en el número tres de la lista de los más vendidos del New York Times en menos de tres semanas desde su publicación en marzo de 2013.

En apenas dos años The Honest Co. parece tener todo para llevar a su creadora hasta las listas de las personas más ricas del mundo. A pesar de las críticas sobre la veracidad de la inocuidad de sus productos, cada día sus ventas demuestran que Jessica Alba tenía razón. El tiempo tiene la última palabra.