En el marco del debate sobre las prospecciones petrolíferas en aguas canarias autorizadas a Repsol, la empresa ha decidido poner en marcha una poderosa campaña mediática en prensa y televisión que ha generado malestar entre las Instituciones del archipiélago, que exigen su retirada. Dicha campaña consiste en una serie de páginas publicadas en la prensa local que señalan las innumerables ventajas que se derivarían del hallazgo de recursos petrolíferos y la casi total ausencia de riesgos medioambientales, tanto en los sondeos como en su posterior extracción si estos fuesen positivos, y una serie de spots publicitarios en la Televisión autonómica.

Anuncios
Anuncios

Desde el Gobierno acusan a Repsol de mentir, confundir y manipular a la sociedad canaria, que, según las declaraciones del Presidente autonómico Paulino Rivero, deberá manifestar su postura a favor o en contra de dichos sondeos en el referéndum que se celebrará antes del 30 de noviembre.

Entre los spots emitidos a través de la Televisión Canaria, se puede ver a un pescador de Tarragona que asegura que pese a su rechazo inicial cuando se prospectó y se comenzó a extraer en los pozos petrolíferos que se instalaron frente a sus costas, no se han generado problemas posteriores por posibles vertidos y los bancos pesqueros no se han visto afectados. Sin embargo, según la asociación ecologista canaria Ben-Magec, se han producido 18 vertidos en los últimos 10 años en esa zona, además de dos fugas no notificadas en dos de los pozos en mayo y junio del año 2009, pero que fueron detectadas por la Capitanía Marítima y llevaron a dos directivos de la empresa a los Juzgados de Tarragona.

Anuncios

Y además, la Cofradía de Pescadores tarraconense ha denunciado que los barcos de Salvamento Marítimo se limitan a disolver el crudo con productos químicos para que no sea visible en la superficie, en lugar de retirarlo adecuadamente.

En otro de los spots, aparece el canario Pedro Zurita, Licenciado en Naútica y Transporte Marítimo y natural de Tenerife, que trabaja para Repsol desde hace ocho años y que precisamente fue Jefe de Seguridad y Medio Ambiente en la plataforma petrolera Casablanca de Tarragona durante cuatro años. Asegura en el spot que pese a que no existe el riesgo cero, la empresa va a invertir en capital humano y técnico para que no ocurra nada, minimizando al máximo los posibles riesgos. Afirma también que fue su condición de canario lo que hizo que fuera elegido para la campaña con el fin de humanizar la imagen de la compañía en las islas y que no cobra ningún extra por su participación. Un tercer spot hace referencia a las extracciones en California, con la imagen de una joven windsurfista que reitera la ausencia de impacto medioambiental en el mar.

Anuncios

Pero sin embargo, y pese a la exigencia de la retirada de la campaña de Repsol, la otra cara de la moneda es la propia campaña televisiva y radiofónica en contra de las prospecciones que lleva a cabo el Gobierno canario con dinero público, y que también ha levantado ampollas entre los que si están a favor de las mismas. Argumentan que Repsol lo hace con fondos privados, y que puesto que hay una parte de la sociedad canaria que avala las prospecciones, no es legítimo financiar dicha campaña con fondos públicos. El PP ha exigido igualmente su retirada. Lo que está claro es que queda mucho debate por delante y que las Instituciones canarias van a sacar toda su artillería pesada para intentar frenar los sondeos petrolíferos. #Islas Canarias