"¿Sueñas con la creación de una gran empresa? Busca los problemas sociales que puedes resolver!" Esta declaración pertenece al ciudadano chino Ma Yun. Puede ser que hayas escuchado de él por primera vez pero prepárate que en adelante se citará con la misma frecuencia que los grandes comerciantes occidentales y los busines-coaches estarán locos por él. Porque Ma Yun, más conocido como Jack Ma, ha fundado y ha desarrollado el gigante del comercio on-line Alibaba Group - una corporación que acaba de batir un récord de la OPV en la Bolsa de Nueva York.

Ma Yun, profesor de inglés, actualmente el chino más rico del mundo, vio por primera vez una Web en 1995 y se retó a abrir una ventana para las empresas occidentales en China.

Anuncios
Anuncios

El proyecto de lo que luego será Alibaba se estaba creando "en la rodilla" con los amigos en su apartamento. El sitio fue lanzado en el 1999, y luego ... Luego, al sistema B2B se añadió la tienda Aliexpress, sistema de pago Alipay, subastas Taobao, el motor de búsqueda, microblogging, nube, navegador móvil, una variedad de negocios en línea más pequeños - y se volvió "Alibaba.com" en su forma moderna.

Hoy el imperio en línea de Jack Ma (como se propone llamar a sí mismo para no liar a los socios occidentales) maneja un 80% del comercio electrónico en China. Alibaba es la primera entre las empresas de #Internet con expectativa de obtener los ingresos anuales de un billón de dólares. Y esto explica la gran demanda de sus acciones: para los inversores extranjeros comprar acciones BABA es la mejor manera de invertir en el milagro económico chino.

Anuncios

Alibaba es a menudo comparado con Amazon pero con toda la razón puede y debe ser comparado y con eBay, PayPal, Twitter e incluso Google y Facebook. Vale ahora más que cualquiera de ellos y gana de lo mismo igual o más que ellos, sus ingresos crecen y los márgenes son muy buenos (a diferencia de Amazon, por ejemplo, que se come todo lo que gana). Sin embargo, no parece que la historia del éxito de Alibaba será una copia al carbón de historias de Facebook y Google. Alibaba tiene su propio camino.

Entre los factores de su éxito cabe destacar su inusual estructura de gestión. Simplificando, el curso general de la empresa se determina por un comité de dirección de tres docenas de personas que no son los principales accionistas. Esto difiere considerablemente del habitual modelo occidental en el cual el poder se concentra en manos de los pocos titulares de grandes paquetes de acciones. Según Ma, este enfoque hace que la empresa sea menos dependiente de los caprichos y el estado de salud de las personas (en su mayoría fundadores) y estimula la producción de decisiones a largo plazo.

Anuncios

Sin embargo, para un observador externo Alibaba sigue siendo opaca. Empresa, por decirlo suavemente, no es transparente, igual que muchas marcas chinas. E igual que en caso de Huawei, han surgido sospechas de la artificialidad de su éxito. No sabemos casi nada, por ejemplo, acerca de Simon Qi, co-fundador de Alibaba, al que llaman la segunda o, tal vez, la primera persona de la empresa. Él no forma parte del comité de dirección pero su poder es enorme. Y este es sólo uno de los misterios que llevan a sospechar que el crecimiento meteórico y la influencia de Alibaba han sido logrados gracias al apoyo del Gran Hermano chino: el Partido Comunista.

La agresión con la que actúa Alibaba, sin embargo, no se considera algo vergonzoso en el mundo de negocios. "Aprender de los competidores, pero nunca copiar!" - ésta es otra expresión de Jack Ma, prometiendo hacerse el lema de la nueva generación de empresarios chinos: inteligentes, agresivos y ambiciosos. Y es fácil pensar que los métodos del fundador de Alibaba ahora serán analizados meticulosamente, procesados y aceptados por Occidente y el resto del mundo.