James Rodríguez llegó al #Real Madrid en 2014, después de un Mundial de Brasil en el que todo el planeta fútbol pudo observar la gran calidad de este jugador. El joven colombiano costó 80 millones de euros al club merengue, y tras una primera temporada que encantó a los aficionados vikingos, todo comenzó a decaer.

El futuro del cafetero estará lejos del Bernabéu

El mediapunta confesó que llegar al Real Madrid fue cumplir un sueño [VIDEO] que tenía desde niño, pero parece ser que éste llegará a su fin. Rafa Benítez nunca contó con el jugador, y con la llega de #Zidane, James pensaba que podría lograr más protagonismo con el que fuera su ídolo.

Anuncios
Anuncios

Lamentablemente, la situación no mejoraría.

El técnico francés ya expresó, durante el verano pasado, a Florentino Pérez que el jugador no cuajaba en su proyecto deportivo. Llegaron ofertas, pero el presidente del club no las consideró suficientes, ya que se pretendería ingresar una cifra cercana a los 80 millones de euros para recuperar el máximo dinero posible.

Posteriormente el Real Madrid tuvo que cumplir la sanción impuesta por la FIFA que le impedía fichar, y por ello no pudo vender al jugador durante el mercado de invierno. Pese a todo, Zizou le dejó bien claro a Florentino que el sudamericano tendría que salir durante este verano.

El vídeo de la polémica

Ayer el Real Madrid celebró con todos sus seguidores la ansiada Duodécima y la Liga obtenida durante este curso. Por ello visitaron la sede de la Comunidad de Madrid y posteriormente el Ayuntamiento y la Cibeles.

Anuncios

La última parada sería el Santiago Bernabéu, lugar donde tendría lugar el desencuentro entre Zidane y James que mostraría su fría relación y su salida del Real Madrid.

El Real Madrid sorprendería al mundo entero con la gran celebración realizada en su estadio, con un juego de luces y de sonido de película. Se palpaba la alegría en los jugadores, pero no pasaría lo mismo con todos, James no estaba tan feliz como los demás.

A continuación os dejamos un vídeo de la polémica escena entre #James Rodríguez y Zinedine Zidane:

Como podemos observar, Zidane se encuentra abrazando a Mariano de forma cariñosa, cuando James se acerca y éste pasa de largo. Finalmente terminan abrazándose, pero de una manera demasiado cordial y que está dando mucho que hablar. Es una muestra más de la relación fría que tienen ambos, y quizás signifique que el final de James en el Real Madrid está más cerca que nunca.

Veremos qué sucede con el que podría ser uno de los culebrones del verano.