El pasado martes el Real Madrid [VIDEO] dio un paso de gigante para estar por segundo año consecutivo en la final de Champions League tras vencer por un contundente 3 a 0 al Atlético de Madrid en el Santiago Bernabéu.

Los de Zinedine Zidane hicieron uno de los mejores partidos que se le recuerdan. Con calidad, intensidad y sobre todo mucha puntería de cara al gol. Los tres goles de un oportunista Cristiano Ronaldo dejan al conjunto blanco a un paso de conseguir la duodécima.

El señalado

Pero no todo son buenas noticias en el vestuario blanco. Y es que si el portugués está siendo decisivo en los encuentros importantes (ha marcado los últimos 8 goles del #Real Madrid en Champions en solo tres partidos), hay un futbolista que no está dando el nivel esperado.

Anuncios
Anuncios

Se trata de Karim Benzema que lleva un mes sin celebrar un gol. Escaso bagaje para el que se supone tendría que ser uno de los máximos goleadores del equipo. Muchos de sus compañeros ya piden su suplencia para dejar a ‘CR7’ como delantero centro.

En la puerta de salida

El único defensor que le quedaba dentro del equipo es Zidane, y se empieza a cansar de su rendimiento. Incluso Álvaro Morata lleva mejores cifras anotadoras que el francés en muchos menos minutos. Un dato que no se puede permitir siendo titular.

Por eso, Florentino Pérez ya lo ha puesto en venta con el consentimiento de su entrenador. Saben que aún tiene muy buen cartel y se podrían sacar sobre 50 millones de euros por él para poder afrontar otros fichajes como los de Dybala, Griezmann o Mbappé.

Cristiano Ronaldo de delantero

En caso de que Karim abandonara el Real Madrid la próxima temporada, la idea es que siga Álvaro Morata siempre que asuma su rol de delantero suplente para dar descanso a Cristiano Ronaldo. El portugués está demostrando que no hay mejor goleador que él, y aunque no tiene el desequilibrio de entonces es un delantero centro letal.

Anuncios

Si es así, y Morata acepta jugar los minutos de descanso de CR7, no se buscaría ningún otro delantero centro. Se intentaría reforzar la defensa y el medio campo.

A Benzema le quedan solamente 6 partidos para demostrar que puede seguir en el Real Madrid y así hacer que Florentino Pérez y Zinedine Zidane den marcha atrás en su plan de venderlo. Lo que está claro que mientras esté en condiciones, será titular porque el francés ha dejado claro que la BBC es insustituible siempre que estén en plena forma para jugar. No es negociable su suplencia.