Kylian Mbappé del Mónaco volvió a marcar en la vuelta de octavos de final de la Champions ante el Manchester City y este jueves, a sus 18 años, ha sido convocado por Deschamps para la selección absoluta. El extremo galo es uno de los jugadores más deseados de Europa, pero hay algo que juega en favor del #Real Madrid: Mbappé es madridista y su sueño es vestirle de blanco.

EI Real Madrid volverá a la carga por Kylian Mbappé, jugador del Mónaco y de la selección francesa. Zidane, en rueda de prensa previa al partido ante el Athlertic, le han preguntado por él: "Estuvo casi estuvo firmado por el Real Madrid y al final se fue al Mónaco. No puedo hablar de eso. Lo que sí sabemos es que es un gran jugador y lo que está haciendo con su edad es fantástico. Lo que nosotros hagamos mañana en el partido es lo que a mí me importa".

El técnico recomendó su fichaje y el chico estuvo incluso en Valdebebas hace tres años para conocer las instalaciones de La Fábrica. Pero no hubo acuerdo y fichó por el Mónaco. “Lo viví como un niño que ve a Zidane, el jugador más grande de la historia de Francia llamándole. No me uní al Madrid porque no quería salir tan pronto de mi país”, explicó en ESPN.

Mbappé viene muy fuerte ya que en sus últimos cuatro partidos como titular ha hecho siete goles (suma 17 en total), Jorge Mendes quiere representarlo y en Francia hablan de que costará 80 millones de euros, lo que tuvo que pagar el United por Martial.

Es un gran fanático de Cristiano Ronaldo

Durante su breve visita a Valdebebas para conocer el Madrid, pudo pasar unos minutos con su gran ídolo, Cristiano. Mbappé siente devoción por él: tiene las paredes de su cuarto en la casa familiar del barrio parisino de Bondy literalmente empapelado con pósters y fotos del crack portugués.

De hecho, hay un documento gráfico que así lo atestigua, ya que Mbappé aprovechó su corta visita a Madrid para fotografiarse con Cristiano Ronaldo. "Su ídolo es Cristiano desde hace muchos años. Se pasaba horas viendo vídeos en Internet" aseguraba hace unos meses su padre en una entrevista para 'France Football'. Por eso el chico guarda como oro en paño esta imagen con el portugués y ahora sueña con volver a repetirla, pero ya con ambos como compañeros de vestuario.