14 de febrero de 2017 fue la fecha del inicio del calvario blaugrana. Tras sufrir uno de los mayores fiascos de los últimos años en París, el domingo pasado el Leganés estuvo a punto de firmar una proeza que no hubiera sido tan descabellada de no ser por las innumerables ocasiones que tuvo durante el partido. No obstante, la derrota del Real Madrid en Mestalla le da energía para afrontar un partido trascendental el domingo en el Vicente Calderón.

Mala gestión de la directiva

El mal juego que está sufriendo el #Barcelona este mes tiene su inicio en la mala gestión de la directiva en planificar la plantilla. Un buen compositor de música sabe dar con la tecla idónea en el momento preciso.

Anuncios
Anuncios

Josep María Bartomeu y Robert Fernández tuvieron que lidiar con los sustitutos de Andrés Iniesta y el tridente (Messi-Suárez-Neymar). Ficharon a André Gomes y Paco Alcácer por un montante económico que ronda los 65 millones de euros, un precio totalmente desorbitado por dos futbolistas que cumplían en el Valencia pero que no tenían el nivel de estrella necesario para rendir en un equipo que aspira a todo (André Gomes no fue titular indiscutible en la Eurocopa de Francia y Alcácer no fue ni convocado).

Una inesperada oportunidad presentada en el camino

Con la derrota sufrida por el Real Madrid en Mestalla, el Barcelona está ante la oportunidad de reengancharse a la liga y al liderato. Sí, lo han leído bien. Si es capaz de ganarle al Atlético de Madrid y el Madrid no es capaz de hacer lo mismo en el siempre complicado Estadio de la Cerámica, puede colocarse líder de La Liga.

Anuncios

Y es que tener en la plantilla el tridente incita a degustar un Chateau del 84 acompañado por el director de la "orquesta" Filarmónica de Viena llamado Andrés Iniesta. Es la llave que únicamente los magos tienen.

Partido clave

Los astros se han alineado para que esta jornada sea la que decida el rumbo del Barcelona. Todo o nada, no hay más. Enfrente, un rival en trayectoria ascendente. Con el Cholo al mando de la nave y Griezmann dirigiendo las operaciones, se ha unido un equipo que por momentos estaba descompuesto pero que gracias al renacimiento del Niño Torres y a la aparición estelar de Gameiro, el Atlético de Madrid da la oportunidad de brindarnos un partido con sabor a 5 estrellas el domingo en el Calderón.