Todas las miradas están puestas en Cesc Fábregas. En España, la envidia y la crítica son el deporte nacional y esto último se ejerce cada vez que juega la selección. Más si cabe cuando se trata de una cita importante como la Eurocopa que se está disputando en Francia. Un partido y ya hay críticas para un jugador. Y menos mal que España ganó. Podría haber sido peor. 

Cesc Fábregas acaba de atravesar, con total seguridad, su peor temporada como profesional. Los números no son todos y aunque en cuanto a números no son tan malas, su estado de forma desde que comenzó la temporada, incluso por parte de su entrenador en el Chelsea, José Mourinho.

Anuncios
Anuncios

A pesar de sus buenos números como pasador (18 asistencias entre agosto y diciembre), a nivel físico se ha podido ver durante esta temporada al peor Cesc. 

De hecho, con la salida de Mourinho la cosa no mejoró, empeorando incluso sus números. Desde enero, el de Arenys de Mar tan sólo suma 4 asistencias y 1 gol. Muy lejos de sus mejores números y, lo que es peor, lejos de ser ese Cesc incisivo en la presión, participativo en el juego y con capacidad para aparecer por muchas zonas del campo. Muy, muy lejos de su mejor versión, no solamente física, sino parece que también a nivel mental. 

Sin embargo, ante la República Checa el seleccionador español, Vicente Del Bosque, decidió apostar por él de inicio, formando mediocampo junto a Sergio Busquets y Andrés Iniesta, dejando en el banquillo a jugadores en clara mejor forma como Bruno y Thiago, lo que ha provocado el debate nacional.

Anuncios

Este último sustituyó a Cesc a falta de media hora, aún con las tablas iniciales en el marcador.

El jugador del Bayern de Munich le dio al equipo otro aire, otra velocidad. Thiago fue clave en que España se acabase llevando la victoria. Se sabe que Del Bosque no es muy amante de cambios drásticos, pero quizás esta vez pueda el sentido común a la idiosincrasia de los jugadores y puede que el salmantino se esté replanteando cambiar esta pieza del puzzle. Una pieza que parece estar rota. Veremos ante Turquía. #Euro2016