El lateral derecho del Real Madrid, Álvaro Arbeloa, jugó este fin de semana su último partido en el Santiago Bernabéu como jugador merengue. El lateral derecho sustituyó a Cristiano Ronaldo en la recta final del partido y fue ovacionado por toda la afición madridista, que además le homenajeó con cánticos y un gran tifo con su número 17 en una camiseta blanca. Sin embargo, esta enorme despedida volvió a traer una de las polémicas recientes, el tema de las despedidas a leyendas. Concretamente hubo muchos aficionados que mencionaron el nombre de #Iker Casillas.

El actual portero del Oporto, es historia viva del #Real Madrid.

Anuncios
Anuncios

Casillas defendió la portería del club blanco durante toda su carrera, y fue el capitán durante su última etapa, llegando a levantar la ansiada Décima Liga de Campeones. Sin embargo, el rendimiento de Casillas bajó considerablemente con la llegada de José Mourinho al club blanco, lo que acabó costándole la titularidad en una historia de sobra conocida. Carlo Ancelotti tampoco confió en él como primer portero en Liga, aunque lo alineó en Copa y Champions, y parte de la afición recriminó la falta de profesionalidad del guardameta. Finalmente, Casillas dejó el Real Madrid con una escueta rueda de prensa en la que no pudo evitar las lágrimas. Sin embargo, Casillas no fue el único jugador que no recibió el gran homenaje que merecía.

Otro de ellos fue Raúl González Blanco. El 7 del Madrid y de España durante muchos años, fue el capitán del club, dentro y fuera del campo, y todo un ejemplo del señorío que representa al club de la capital.

Anuncios

Aunque siempre será recordado como uno de los mejores jugadores de la historia del Madrid, su despedida no fue un gran homenaje, sino una rueda de prensa y un homenaje sobre el césped que se preparó con escasos días de antelación. Después de pasar por el Schalke 04 alemán, Raúl fue al Al-Sadd, y fue en un partido amistoso contra el Real Madrid donde finalmente recibió el homenaje que merecía.

José María Gutiérrez "Guti", fue uno de esos jugadores que dejó su huella en el Bernabéu. Su magia y sus grandes asistencias sobre el campo, y sus polémicas fuera de él, siempre estarán en la memoria de los aficionados merengues, sin embargo, su despedida también fue en la sala de prensa y acompañado únicamente por el entonces director deportivo, Jorge Valdano.

Según muchos aficionados, el culpable de estos no-homenajes ha sido Florentino Pérez. Nombres como Luis Figo, Fernando Hierro o Fernando Redondo dejaron el club por problemas con el presidente. #Fútbol