Partido a vida o muerte en Oakland. Los Warriors se jugaban la pasada noche su pase a las finales de la NBA frente a unos Thunder que les metieron el miedo en el cuerpo tras ponerse 3-1 en la serie, pero como bien decía anteriormente, nunca hay que subestimar el alma de un 'guerrero'y muchos afcionados daban el pase a Oklahoma antes de disputarse el sexto partido, un partido en el que Klay Thompson sacó a lucir la artillería y destrozó en el último cuarto a los Thunder y a sus esperanzas de volver a disputar una final como lo hicieron en 2012 frente a los Miami Heat de Dwyane Wade LeBron James y Chris Bosh.

El séptimo partido estuvo de tú a tú hasta la segunda mitad del partido cuando los locales consiguieron despegarse por la mínima en el marcador y mantuvieron una ventaja similar hasta el final del partido.

Anuncios
Anuncios

Los Warriors recibieron su trofeo de campeones de la conferencia oeste y Stephen Curry lo dejó bien claro, 'solo estamos a cuatro victorias más de nuestro objetivo.' Los Warriors lo tienen claro, quieren su segundo anillo consecutivo tras haber tardado 40 años en ganar el cuarto de la franquicia y conseguir el quinto título de campeones de la mejor liga de #Baloncesto del mundo.

En frente tendrá los Cavaliers de LeBron James, un equipo que ha dominado la conferencia este durante la postemporada, que solo ha recibido dos victorias en todos los playoffs frente a Toronto Raptors. Lo que todo el mundo les echa en cara es que han tenido un camino de pétalos de rosa hasta la final, aunque solo sabremos si lo que nos han vendido de los Cavaliers durante los playoffs es humo o si realmente los Cavaliers son claramente superiores a los Warriors en estas nuevas ediciones de las finales de la NBA.

Anuncios

Lo que está claro es que vamos a volver a vivir otras finales mágicas, recordemos que el año pasado los Cavaliers llegaron a las finales sin Kevin Love y con un Kyrie Irving que se lesionó en el primer partido de la serie, esta vez, los Cavaliers llegan con su big-three al completo y en plena forma. Los Warriors llegan tras haber sido ninguneados por gran parte de los aficionados de la NBA, un equipo que ha superado el récord histórico de victorias en temporada regular y que tiene al primer MVP por unanimidad de la historia de la liga.

Así que prepárense para estas próximas semanas de café, de llegar al trabajo o a clase con ojeras y sobretodo, de baloncesto del bueno.