El Castilla jugaba en casa y tenía que ganar para recortar diferencias  con el Barakaldo y seguir invictos en el Di Stefano. Regresaban Mariano y Borja Mayoral a la titularidad, dos de los mejores jugadores de Zidane, los dos pilares del Castilla y lo demostraron.

Desde los primeros minutos del partido, el Castilla era decisivo mucho más que en los últimos partidos en el que Mayoral y Mariano debutaron en el banquillo. No puede ser una coincidencia porque en los dos últimos partidos en los que no eran titulares ambos cambiaron la cara del partido al entrar.

Esta vez debutaron y la primera ocasión del Castilla llegó rápidamente.

Anuncios
Anuncios

Una de Mariano que parecía decir que el pichichi del equipo blanco tenía que ser titular sí o si. El primer gol llegó pocos minutos después. En el minuto 11, Mayoral, tras una jugada sensacional marcó el único gol del encuentro. Un gol dudoso. Gol fantasma para algunos, gol válido ya que el balón pasó la línea antes de ser despejado para otros. Lo que está claro es que cuando los dos son titulares, el juego es totalmente diferente, más ofensivo, con más ocasiones. Y los chicos de Zidane tuvieron un montón de ocasiones. Como la del capitán Enzo a pase picado de Odegaard que el árbitro decretó fuera de juego, y el disparo de Mariano en el minuto 27 que paró Giralt, el portero del Portugalete.

El Castilla dominaba tanto que la única ocasión clara del Portugalete fue en el minuto 10, un remate de Galder en el área que se marchó fuera.

Anuncios

La primera parte terminó con una jugada de Odegaard con un disparo cruzado que se marchó por poco. Así fue el primer tiempo este domingo por la tarde : muchas ocasiones por parte de los de Zidane pero poca suerte.

En los primeros minutos del segundo tiempo, el capitán Enzo salió lesionado y entró Álvaro. Volvieron a empezar las ocasiones para el Castilla. En el minuto 28 de la segunda parte, susto para el Castilla, ocasión del Portugalete, una de las pocas de esta segunda parte. 

El segundo tiempo fue parecido a la primera parte: muchas ocasiones para los blancos pero perdonaron mucho. Hubieran podido marcar mucho más pero fallaron delante la portería. La última ocasión del partido fue para el Portugalete, directamente en las manos de Abad.

El Castilla hubiera merecído mucho más ganó por 1-0 con gol de Borja Mayoral que dio 3 puntos importantes a su equipo para ponerse a sólo tres puntos del Barakaldo y para seguir invictos en casa. #Real Madrid #Deportes Madrid #Crónica Madrid