Muchos son los nombres que están barajándose como futuribles delanteros azulgrana en el próximo mercado invernal. La baja de Messi, unida a la sanción que ha impedido inscribir a las incorporaciones estivales, Aleix Vidal y Arda Turan, han puesto sobre el tapete las carencias de la plantilla blaugrana esta temporada. Sandro y Munir, encargados de sustituir a Messi en el tridente ofensivo, no han rendido como se esperaba y acumulan 1065 minutos sin marcar un sólo gol. Se empieza a rumorear la posibilidad de que salgan cedidos. Por ello, la dirección deportiva se ha puesto manos a la obra y es bien sabido que el club va a reforzar su delantera el próximo mes de enero.

A los nombres ya conocidos de Nolito (el preferido por Luis Enrique, sólo su coste podría frenar su fichaje) o Van Persie (actualmente en el Fenerbahce, estaría disponible por una cantidad cercana a los 3 millones de euros) se han sumado recientemente otros como Kuyt o Alexandre Pato.

Anuncios
Anuncios

El delantero holandés ha vuelto esta temporada a su casa, el Feyenoord, donde ha recuperado su olfato goleador, acumulando ya 12 goles en 13 partidos disputados. A sus 35 años, se le asemeja al rol que desempeñó Henrik Larsson, un suplente de garantías, versátil, ya que se puede desempeñar en cualquier posición del ataque, y económico.

Distinto es el caso de Alexandre Pato. Dio el salto a Europa con sólo 17 años, cuando el Milan pagó por él 22 millones de euros en verano de 2007. Al ser menor de edad, no pudo ser inscrito hasta el mes de enero. En su primera media temporada en Italia, Pato anotó 9 goles en 18 encuentros. El #Fútbol mundial depositaba sus esperanzas en el joven Pato, al que se veía por entonces como futuro referente y como un futbolista capaz de marcar época. La siguiente temporada, con 18 años, Pato anotó 15 goles en 36 partidos en la Serie A.

Anuncios

Su evolución hizo que el Chelsea tratase de incorporarlo a su plantilla. Se habló de una oferta que sobrepasó los 100 millones de euros que fue rechazada por el Milán.

Las lesiones comenzaron a cruzarse en su trayectoria en la siguiente temporada. Pato sólo pudo disputar 23 encuentros en Serie A esa temporada (2009-2010) anotando 12 goles. Similar fue la siguiente temporada, donde las lesiones limitaron sus apariciones a 25 encuentros en los que anotó 14 dianas. El calvario de Pato se agravó en la temporada 2011-2012. Continuas lesiones musculares hicieron que sólo pudiese disputar 11 encuentros, apenas 500 minutos, en los que anotó 1 gol. Las lesiones parecían condenar al joven que unos años antes había maravillado al fútbol mundial. 

En enero de 2013, Pato vuelve a Brasil y ficha por el Corinthians. Su traspaso se cifró en 15 millones de euros. En Brasil ha disputado 105 partidos en estas 3 temporadas ( 1 con Corinthians y 2 con Sao Paulo, donde milita actualmente), anotando 35 goles.

Anuncios

Las lesiones parecen un mal recuerdo del pasado y Pato está preparado para dar el salto a Europa. El pasado sábado declaró: "Es muy difícil que me quede en Brasil". En Europa se le espera con los brazos abiertos, su coste no sería elevado (en torno a 10 millones de euros), su edad es un factor que juega a su favor y su nombre se relaciona con clubes como el Barcelona, la Juventus, el Tottenham o el Arsenal, esperando que alcance el nivel que un día se le intuyó. #FC Barcelona